lunes, junio 14, 2021

Películas: EL EJÉRCITO DE MUERTOS

Mis expectativas eran muy altas para la nueva película de Zack Snyder, pese a tanta cantidad de historias relacionadas a zombies desde la aparición de “The Walking Dead” y el éxito llamado “Tren a Busan”, tenía la esperanza de que aquí se nos ofreciera algo arriesgado, intenso y distinto; pero no, es totalmente aburrida.

Aun cuando brinda créditos iniciales muy atractivos que hacen una especie de resumen de todo lo que está ocurriendo, despertando en nosotros adrenalina al esperar la llegada de algo sorprendente, comenzamos a percatarnos que nos está dando más de lo mismo, pero de forma muy lenta, desangelada y nada atractiva.

Un grupo de mercenarios decide llevar a cabo el mayor atraco que jamás se haya realizado en la ciudad de Las Vegas justo después de que se produzca una epidemia de muertos vivientes, todo esto antes de que una bomba nuclear caiga en dicho lugar y mate a todos. Para ello tendrán que adentrarse en una zona de cuarentena, con los riesgos que ello conlleva, pero la esperanza de salir bien librados con una suma considerable de dinero, lo cual podrá asegurar su futuro.

Aquí ocurre algo importante, y es que pese a que el reparto se encuentra integrado por Dave Bautista, Ella Purnell, Ana de la Reguera y Matthias Schweighöfer, son solamente estos dos últimos los únicos con los que conectamos un poco, de ahí en fuerza, gracias principalmente a su trama tan superficial, los personajes para nada son atractivos y lamentablemente nos son totalmente indiferentes, es decir, no nos importa si viven o mueren, amén de un forzado toque de comedia que para nada nos hace reír ni encaja por completo. Se agradece tantas nacionalidades dentro del cast, pero lo que incomoda es que como tal para nada están definidos, algunos con tintes románticos, otros con tendencias gays o lésbicas sin definir, y en general se sienten todos como un gran relleno, eso sí, las mujeres lucen empoderadas.

En cuestión de efectos visuales puede que “cumpla” pero muy a secas, ya que la caracterización de los zombies no es muy estilizada (lucen acartonados), en cuestión de la fotografía exterior es postiza, y para colmo las secuencias de acción que deberían ser el elemento principal, pasan sin pena ni gloria, son convencionales y eso nos lleva a explosiones y baños de sangre mal logrados. 

Si te pierdes de la primera hora con cuarenta y cinco minutos (salvo por su introducción) no te perdiste de nada interesante, solo hasta su recta final, como quien dice los últimos 40 minutos, entretienen con la llegada de la acción, un poco se respira la adrenalina y es donde comienzan los decesos constantes en el grupo, pero al final de cuentas, sus últimos minutos nos hacen sentir que fue una total pérdida de tiempo, en la que sea de paso, ocurre una situación (clara de adivinarse) en la que nuevamente ponen a México en son de burla.

Noticias en tu correo

Escribe tu correo electrónico:

ULTIMAS NOTICIAS

Contenido Relacionado