fbpx
miércoles, agosto 12, 2020

Crítica: LAST CHRISTMAS

Chochol Jarocho

¡Qué tal amigos CHOCHOLEROS! Estamos en agosto y las lluvias se han dejado sentir, aparte del COVID -19, está latente el DENGUE, tenga mucho...

SERIES DEL MOMENTO: Umbrella Academy 2

Bajo la fuerte crítica de incesto y ser tachada de antisemita (situaciones que ya fueron aclaradas), es como tenemos de regreso a los hermanos...

Viviendo Veracruz

Los recuerdos inolvidables están presentes en las gráficas de Rodolfo González Moreno para el Decano de la Prensa Nacional. Michelle Ramírez en el Decano de...

La Sociedad Orizabeña

Por: Kathya Fadanelli/Colaboradora Las Socias de la Mesa Redonda Panamericana de Orizaba se reunieron a través de una videoconferencia titulada “El Origen de los Pingüinos”...

Galaxia

Desde el Vagón del Tiempo TENEMOS REVOLUCIÓN NO SOLO INDUSTRIAL SINO HUMANA No cabe duda que estamos viviendo una revolución no solo industrial, sino humana, en...

⭐️⭐️⭐️⭐️⭐️
Mario E. Durán/El Dictamen

En esta temporada previa a la llegada de la Navidad, el mejor regalo que podemos recibir es esa cinta que viene a cerrar el año, y que sea de paso, arriba cargada de nostalgia, ilusión y con ese toque decembrino que a todos encanta, pero además un elemento extra que resulta del agrado de todos al dejar en claro que no precisamente será una historia común y típica de amor.

Este año toca el turno de “Last Christmas”, película de la que su historia fue creada por la actriz Emma Thompson y Bryony Kimmings, misma que está inspirada en canciones de George Michael en su época de WHAM!, con temas que sin duda forman parte del gusto colectivo, en especial ese clásico navideño que da origen al título de la película que el propio cantante, en vida, apoyó su realización solo con la condición de que Thompson la escribiera.

Kate (Emilia Clarke) deambula amargada por las calles de Londres, acompañada por el continuo tintineo de los cascabeles de sus zapatos, porque trabaja como elfo en una tienda navideña que abre todo el año. Cuando Tom (Henry Golding) aparece en su vida, Kate empieza a ver las cosas de otra manera más optimista, aunque parezca demasiado idílico para ser verdad. Pero al llegar la Navidad, todo parece ponerse en contra de la pareja. Eso sí, se darán cuenta de que lo importante será escuchar a su corazón.

Tener como marco las calles de Londres es sin duda un agasajo, puesto que esos espacios siempre son sinónimo de ilusión y amor, si a esto sumamos que el trabajo dirigido por Paul Feig trae consigo también varios momentos de comedia que se sienten frescos y honestos, nos llevan a ese el elemento principal que podemos destacar, es decir lo actual de su narración (amor propio y lésbico en el contexto de una familia por momentos conservadora), lo que sin duda le da un acierto más positivo y creíble pese a que sabemos que iremos a ver romanticismo en su máxima expresión.

Emilia Clarke (nuestra querida madre de dragones de “Juego de Tronos”) luce perfecta en el papel de una chica que de ser toda una promesa desde su infancia, conforme crece, va perdiendo el rumbo al grado de ser una total catástrofe; sus amigos no la quieren y toda persona que está a su alrededor sufre los estragos del alcohol excesivo que consume y la despreocupación por la responsabilidad, sumado al alejamiento que presenta de inicio con su familia; además de su gusto por hombres pasajeros en su vida y las pocas ganas en lo que hace dentro de su trabajo donde se viste de duende, es lo que la hacen conocer un día inesperado a ese chico de nombre Tom, interpretado por un encantador Henry Golding, el cual aparece y ella lo describe como misterioso y extraño, pero del que comienza a sentir un sentimiento fuerte gracias a que éste le mostrará lo que es la humildad y el orden que su vida necesita urgentemente (la química entre ambos es creíble).

Además de tener la actuación de la propia Emma Thompson y Michelle Yeoh (que son las responsables de varios de los momentos cómicos), es imposible no salir suspirando de la sala de cine por la fuerte dosis de canciones que en más de una ocasión nos harán tener las ganas de bailar en esta cinta ideal para corazones abiertos a la inocencia de la navidad, además del tiempo en el que la protagonista abre su corazón, es lo que nos permite llegar al momento climax de la historia, ese giro que toma por sorpresa a todos y hace que la sala de quede en silencio, situación que le permite a la película destacar por completo de la gama de cintas navideñas, dándonos personajes inolvidables.

El apego hacia la persona que está a nuestro lado es bueno siempre y cuando aprendamos cosas positivas, mientras no sea del que dependa nuestra entera felicidad para el futuro, y eso es algo que queda muy en claro a Kate, quien deberá descubrir la importancia del amor propio que debe tener hacia ella, lo cual le permitirá controlar todo lo que está a punto de perder a su alrededor: personas que en realidad la quieren.

Para más noticias y reseñas en CinéfilosMD

Lo más reciente

Contenido relacionado

SERIES DEL MOMENTO: Umbrella Academy 2

Bajo la fuerte crítica de incesto y ser tachada de antisemita (situaciones que ya fueron aclaradas), es como tenemos de regreso a los hermanos...

GRANDES DEL TEATRO: La Dama de Negro

La obra de teatro “La Dama de Negro”, de Stephen Mallatratt, es una adaptación hecha en diciembre de 1987 del libro creado por Susan...

DE MUJER A MUJER: Cosas que aprendemos a medida que pasan los años

Por: Emma Vera Cruz A medida que pasan los años descubrimos que, si tan sólo los seres humanos lucháramos para ser personas de bien, con...