fbpx
Síguenos en:

Boca-Ver

Te decimos la mejor manera para que tus hijos eviten problemas

Ser una persona reflexiva requiere de una evaluación del mundo y de las ideas propias, de comprender las fortalezas y debilidades personales y contribuir al aprendizaje y desarrollo personal.

Publicado

en

Hacer a los niños más reflexivos les facilita llevar relaciones socioemocionales y de convivencia dentro de la familia y la escuela. Inculcarles el hábito de evaluar el mundo que los rodea los hace buenos pensadores, abiertos a alternativas, atentos a los hechos; niños claros, considerados y lógicos.

Que los niños evalúen sus propias ideas mejora su juicio y el enlace entre el pensamiento y la acción. Los lleva a la duda, incertidumbre y búsqueda, lo que a la vez, los transporta a la exploración, interrogación y al descubrimiento. Contribuye a la construcción de los criterios morales y la formación de la conciencia.

Reconocer las fortalezas de un niño hace que sienta que puede lograr mucho más si tiene el apoyo incondicional de los adultos que lo rodean, debe sentir que están a su lado y descubrir que, aunque se equivoque, no ocurre nada malo y que hay más oportunidades de mejorar.

Reconocer las debilidades y comprender que todos los seres humanos las tienen es algo que tiene que hacer todos los niños; así como superarlas para potenciar sus fortalezas. Impulsarlos a que se den cuenta de que las cosas no siempre salen bien les ayuda a tener expectativas de éxitos reales.

Cómo ayudar a nuestros hijos a alcanzar un equilibrio físico, mental y emocional

Alienta a tu hijo a asumir riesgos y a afrontar desafíos con resistencia

Los juguetes y los amigos, más que hacer a los niños pasar un buen rato, contribuyen a su aprendizaje, pero no son suficientes, aunque sí necesarios. Contar con cuidadores, en casa y en la escuela, da seguridad al niño y lo auxilian mientras aprende.

Enseñarles a los niños buenos hábitos de estudio es un trabajo de padres y maestros, pero es labor de los niños usarlos para contribuir a su desarrollo personal. Acompañarlo en sus horas de estudio o guiarlo para que pueda hacer las tareas son cosas que, si las aprenden bien, después podrán llevarlas a la práctica solos.

Los niños constantemente están haciendo preguntas sobre la vida y lo que ocurre en ella, esto le demuestra a sus padres que desde muy pequeños son reflexivos, por lo que deben estar rodeados que resuelvan sus dudas o los guíen por el camino correcto para resolverlas.

En el modelo educativo IB los maestros son exigidos en hacer a los niños reflexivos, pues lo requerirán para su vida, los invitan a demostrar el comportamiento esperado en clases a través de la reflexión de sus actos, además de incitarlos a usar la reflexión para su desempeño socioemocional y la convivencia con otros.

Síguenos en Twitter @ElDictamen.

O si lo prefieres, en Facebook /ElDictamen.

Más noticias AQUÍ.