fbpx
Síguenos en:

Nacional

Caso Duarte orilló al análisis jurídico y político de la sentencia

Asumir su culpabilidad, le puede llevar a reunirse antes de lo previsto con su esposa Karime Macías y sus hijos

Publicado

en

Con la aceptación del exgobernador Javier Duarte de Ocho a su culpabilidad en los delitos de lavado de dinero y asociación delictuosa el miércoles pasado, por los que fue sentenciado por un juez a nueve años de prisión y una multa de 58 mil pesos, el casono solo atrajo la atención de la opinión publica y los medios de comunicación, sino que se convirtió en tema de análisis jurídico y político en el país.

Dentro de la sentencia condenatoria, a petición de la PGR el juez autorizó también el decomiso de 40 bienes inmuebles.

A la par, su abogado defensor, Ricardo Sánchez Reyes Retana, señaló mediante un comunicado que se aceptaron los cargos solo porque era un requisito para la negociación del proceso abreviado, ya que aseguró que no hay pruebas de esos delitos, y anunció que buscarán una reducción de hasta 50 por ciento de la pena, en tanto esperarán los tiempos procesales oportunos, para solicitar que en un tiempo mínimo el exgobernador pueda quedar en libertad.

Su defensa se apresuró a explicar también que al dictar la sentencia de 9 años de prisión el juez le explicó a Duarte que ésta no puede ser conmutada o canjeada por otra medida por dos razones: la primera es porque la misma supera la media de 4 años que se requiere para sustituirla por una fianza o un arraigo, y la segunda porque el lavado de dinero está catalogado en el Código Penal como delito que no es grave.

Duarte había estado en espera de la condena desde el 17 de julio del 2017, cuando ingresó al Reclusorio Norte en la Ciudad de México luego de ser trasladado desde Guatemala en donde fue apresado tras su huida del país.

La sentencia de nueve años de prisión decretada el pasado miércoles provocó críticas de quienes la ven como un castigo insuficiente para los delitos que el exmandatario reconoció haber cometido.

Para otros, haber optado por sujetarse a un procedimiento abreviado y declararse culpable de asociación delictuosa y operaciones con recursos de procedencia ilícita (lavado de dinero), le dio la. posibilidad de reducir su condena, pero también benefició a la Procuraduría General de la República (PGR).

Consultado por ADN Político, el doctor Eloy Morales Brand, académico de la Universidad Autónoma de Aguascalientes, explicó que si la PGR hubiera alargado el juicio habría sido como “echarse un volado”.

Con él coincidió Víctor Manuel Alonso, de la Universidad La Salle, quien también para ADN dijo que “aunque Duarte tiene más puntos a su favor con esta sentencia, desde el punto de vista procesal todos ganan pues, por un lado la PGR evita que le echen abajoelementos de prueba -como ocurrió en el pasado- y logra la reparación del daño; por otro lado, el exmandatario pasará menos años tras las rejas.

Tarek Abdalá confirma que Karime Macías decidía el destino del dinero

PGR continúa investigaciones contra Duarte y va por Karime Macías

Mientras tanto, la PGR dijo no estar satisfecha con la condena de nueve años contra el exgobernador, pero subrayó que serán respetuosos con la decisión del Poder Judicial. El subprocurador especializado en Investigación de Delitos Federales de la PGR,Felipe de Jesús Muñoz Vázquez, en conferencia de prensa, reiteró: “Nunca estaremos satisfechos, pero la ley mandata beneficios y la ley no puede estar a modo. Este es un sistema que todos pugnamos porque prevaleciera en éste Estado de Derecho”.

Pero además indicó que se mantiene abierta la carpeta de investigación por lo que puede haber otros funcionarios responsables que colaboraron en su administración, incluso su esposa Karime Macías

La inconformidad por la sentencia fue manifiesta en el estado, en donde el gobernador Miguel Angel Yunes Linares consideró que la sentencia más bien parece un perdón a un delincuente, y pidió que la PGR entregue a Veracruz los 41 bienes que le fueron incautados.

En rueda de prensa en Xalapa, Yunes Linares afirmó que el gobierno de Veracruz no está de acuerdo con la sentencia “porque indigna y lastima la conciencia del pueblo de Veracruz; más que castigo la lectura popular es que se ha perdonado a un delincuente que causó un grave daño a los veracruzanos”.

En Veracruz también el dirigente estatal del PRD, Jesús Alberto Velázquez Flores, aseguró que esa sentencia es muestra de que se pueden robar miles de millones de pesos y con una multa mínima, se paga el daño más grande en la historia de un estado.

Las argumentaciones jurídicas que indican que la pena de 9 años de prisión al exgobernador veracruzano puede verse reducida a la mitad, puede llevar entonces a un reencuentro antes de lo previsto de Javier Duarte y su esposa Karime Macías, quien radica actualmente en Londres junto con sus hijos.

Esto porque pese a que Karime Macías fue señalada por tener un papel fundamental en la red de lavado encabezada por su esposo, no hay ningún proceso penal abierto en su contra.

La expresidenta del Dif Estatal únicamente es investigada por la Fiscalía General de Veracruz, que ha solicitado a la PGR iniciar su proceso de extradición.

Aunque, por otro lado el Senado exhortó a la Secretaría de Relaciones Exteriores a agilizar el proceso de extradición contra Macías Tubilla.

Síguenos en Twitter @ElDictamen

O si lo prefieres, en Facebook /ElDictamen.

Más noticias AQUÍ.