Brasil y México chocarán por el cetro de la Copa del Mundo Sub-17

Un segundo tiempo perfecto le bastó a la Selección de Brasil Sub-17 para imponerse de un 2-0 adverso,  dejar en el camino a Francia y colarse a la gran final de la Copa del Mundo de la categoría donde se citará con México, repitiendo la final de la edición del 2005.

Una Francia que no tuvo miramientos en el planteamiento para llevar a buen puerto el juego en el primer tiempo. Desde los primeros minutos comenzó a armar su juego versátil y con llegadas rápidas de peligro. Al minuto 7 abrió el marcador con Kalimuendo, quien recibió de Adil Aouchiche.

Aunque la jugada fue revisada por el VAR por aparente fuera de lugar, fue validada. Sin embargo, Brasil no quiso que la afrenta estuviera más en su cancha y comenzó a pelear en el medio campo. Un poco ríspido el encuentro con jugadas de pierna fuerte.

Al minuto 13 de nuevo Francia anidó el esférico vía Nathanael Mbuku, quien compaginó con Timothee Pembele para tomar la ventaja. Brasil, que salió como favorito, se fue con todo en busca de un primer gol. Utilizó las bandas para abrir el campo, pero no encontró la ruta adecuada.

¿Por qué lo tire así?: Efraín Álvarez y su cobro a lo Panenka

‘Chima’ Ruiz destaca el ‘gen ganador’ de los jugadores de México Sub-17

Para el segundo periodo, el ritmo de juego lo impuso Brasil. Salió con mejor apertura para acortar el marcador. El cuarto título para los sudamericanos estaba de por medio y por ello la urgencia de ganar el partido.

El timonel Guilherme Dalla Dea decidió mover sus piezas en la ofensiva. Pedro Lucas fue el sacrificado por García para darle más fuerza al ataque. Al 62 llegó la respuesta local. Kaio Jorge recibió de Henri para el 1-2.

Este gol dio ánimos al cuadro local y mejoró de manera contundente, el “Scratch do Ouro” se fue al frente y al minuto 76 de tiempo corrido empató el marcador a dos goles.

Veron marcó tras una buena jugada desde el medio campo. Ya con el empate, el cuadro local, impulsado por su público no paró de atacar y cuando parecía que el encuentro se iría a penales, llegó la sentencia de los brasileños.

Lázaro, quien entró al 71, brindó su mejor repertorio. Dribló por el costado izquierdo, hizo un recorte hacia el centro y sacó un zapatazo con pierna derecha para marcar el gol de la victoria al 89.

De esta manera, Brasil avanzó a la final, donde se encontrará con México, que venció a Holanda en la otra semifinal.

Síguenos en Facebook ED deportes

Más noticias AQUÍ