fbpx
viernes, diciembre 4, 2020

Hablando de… A la mesa

¿De dónde viene la frase “hasta las manitas”?

Te respondemos por qué cuando alguien está borracho se dice que "va hasta las manitas".

Estos son los libros que te harán soñar

Con ese misterioso encargo se inicia este delicioso relato que transcurre como en un sueño.

El bailarín mexicano Isaac Hernández gana premio internacional de danza

El solista del English National Ballet recibió en Moscú el galardón considerado el "Oscar" de la danza.

Hoy presentará Krauze su libro “El Pueblo soy yo”

Ante socios de Coparmex en hotel del Malecón

Concepción Díaz Cházaro
Cronista de la ciudad

Nos encontramos en preparativos para festejar la Navidad y el Año Nuevo. Para estas celebraciones añoramos los platillos preparados con esmero en nuestras casas, cuyas recetas han pasado de generación en generación.

A la fecha, al no disponerse del tiempo y la dedicación para preparar esa comida, se anuncian en varios sitios menús diversos, cuyos platillos se encuentran listos para servir a la mesa. Como buena tragona, me interesé en conocer los diferentes opciones para degustar esta temporada.

Así, para los amantes de las ensaladas: la navideña de frutas y nuez o la deli de espinacas, nuez garapiñada y queso de cabra, seguida de una rica y calientita crema de cebolla caramelizada con queso de cabra; otra opción es la crema de cuatro quesos y hierbas, seguidas de empanadillas de bacalao o atún, la paella festiva así como el bacalao tradicional, no puede faltar el pavo navideño relleno de picadillo y fruto secos o de igual manera se puede elegir entre el lechón al horno o la pierna adobada con papas.

Otros sitios ofrecen para celebrar la Navidad y Año Nuevo en casa, cenas completas para ocho y hasta veinticinco personas con diferentes opciones: pavo, el relleno de carne, salsa de mollejas, crema de elote, ensaladas a escoger: la Waldorf, de zanahorias, coditos y noche buena. También en otro menú se ofrece: pierna deshuesada, salsa de frutas, consomé al oporto, puré de papa o de camote y barra de ensaladas.

Los buñuelos y hojuelas, herencia del dulce sabor de la conquista que acostumbramos comer en los últimos meses del año, bañados de miel de piloncillo, con aroma a canela y anís, son una de las tradiciones más antiguas en las fiestas decembrinas producto del encuentro de dos cocinas y si de bebidas se trata, el ponche que aunque se consume en muchos países, en el nuestro, con la inclusión de la jamaica y el tejocote se le da un toque propio de México.

Hoy en día, las facilidades de la mercadotecnia llegan en imágenes tanto impresas como digitales; de la vista nace el amor, y en esta forma saboreamos y elegimos con anterioridad los platillos que degustaremos en las cenas y comidas de las próximas festividades. Sin duda tendrán una gran aceptación para las reuniones en casa dada la situación económica e inseguridad del momento.

Muy cerca de los quinientos años del encuentro de las culturas de la olla y del caldero, la fusión de estos alimentos se encuentra presente en nuestras mesas.

A disfrutar de estas festividades y comilonas sin olvidar la filosofía popular: “De borrachos y tragones están llenos los panteones”.

Buen provecho y Felices Pascuas.

 

Recibe las últimas noticias en tu correo:

Noticias en tu correo

Escribe tu correo electrónico:

ULTIMAS NOTICIAS

Contenido Relacionado

¿De dónde viene la frase “hasta las manitas”?

Te respondemos por qué cuando alguien está borracho se dice que "va hasta las manitas".

Estos son los libros que te harán soñar

Con ese misterioso encargo se inicia este delicioso relato que transcurre como en un sueño.