Diseño de Imagen

“Tus manos también comunican”

Por: Yazmín Zúñiga/PR & Image Consultant

La piel es conocida por ser el órgano más grande de nuestro cuerpo, pero ¿qué tanta atención le otorgamos? La realidad es que, en muchas ocasiones, solemos concentrar su cuidado únicamente en el área del rostro, sin embargo existe otra parte de nuestro cuerpo a la que deberíamos poner especial interés: las manos. Con ellas saludamos, tomamos objetos, brindamos afecto, e incluso las hemos utilizado como herramienta para detectar si alguien más tiene fiebre… ¿cierto? Entonces, ¿por qué dejarlas en segundo plano? A partir de hoy, puedes poner en práctica tres consejos que te ayudarán a mantenerlas saludable y darles el trato que se merecen.

PROTECCIÓN FUERA DE CASA: Tanto para los días soleados como aquellos donde la temperatura suele descender, las cremas y geles con FPS serán determinantes para  prevenir un envejecimiento prematuro. Y si presentas signos de resequedad, existen aquellas con ingredientes especiales como vitaminas, extractos florales o botánicos, manteca de karité y glicerina que te brindarán la hidratación que requieres.

PROTECCIÓN DENTRO DE CASA: Si creías que por estar en un espacio interior, tus manos no sufrirían estragos, estás equivocado. Al momento de realizar tareas cotidianas  como lavar los trastes y ciertas prendas de ropa a mano,  los cambios bruscos de temperatura y sustancias como detergentes o jabones pueden resultar agresivos al entrar en contacto directo con ellas. Si piensas llevar a cabo estas actividades, la recomendación es utilizar unos guantes de plástico. Además, puedes optar por adquirir detergentes con componentes que ayuden a cuidarlas. Busca aquellos que incluyan áloe vera, sábila, avena, entre otros.

MANICURA: Hacerte una cada 15 días te ayudará a mantener en buen estado su apariencia. Si te gusta llevar esmalte semi-permanente, busca un periodo de descanso para que tus uñas puedan respirar. Si por el contrario, eres de los que prefieren llevarlas con un estilo más natural, debes estar al pendiente de que permanezcan limpias (sin excusa alguna), ya que es muy fácil percibir la suciedad que se introduce debajo de ellas, ¡la pulcritud ante todo! Y no olvides dejar esa antigua práctica de comerte las uñas (la hagas en público o en privado), ya que puedes causarte lesiones graves en tus dedos y además dar el mensaje de ser alguien muy nervioso o desesperado.

¡Ahora ya sabes algunos cuidados para consentir a tus manos! Recuerda que también juegan un papel muy importante en tu imagen personal puesto que pueden llegar a comunicar indicios del estilo de vida que llevas, tu nivel de higiene personal y hasta dar una idea de la edad que posees, así que no te olvides de ellas. ¡Nos leemos el próximo viernes!

Correo: [email protected]

Whatsapp: +33 7 66 44 35 31

Instagram: @yazmin_zues

Facebook: Yazmín Zúñiga