Refinería Dos Bocas en Tabasco

Como estaba programado, ayer se realizó la mesa redonda acerca de los megaproyectos del actual gobierno federal, en la Facultad de Administración en esta ciudad, declarando iniciados los trabajos el Mtro. Felipe Verdalet Guzmán, Secretario Seccional del FESAPAUV, quien felicitó a los organizadores y a los ponentes, por analizar estos temas de actualidad, que nos afectan a todos, con lo que se enriquece la vida académica y se va más allá de los programas de estudios establecidos.

Llevaremos a nuestros lectores lo más importante de las disertaciones de los ponentes, en el orden en que hicieron sus presentaciones, por lo que iniciamos con la del Dr. Ignacio Ortiz Betancourt sobre la Refinería de Dos Bocas en Paraíso, Tabasco, que hizo una breve relatoría de la importancia de nuestra industria petrolera y la grave situación que enfrenta, señalando que la refinería tiene el objetivo de incrementar la elaboración de productos de mayor valor agregado, para cuidar la balanza comercial e impulsar el desarrollo económico y social del sureste mexicano. Enfatizó que la creación de 135,000 empleos detonará el desarrollo regional.

El Dr. Ortiz Betancourt, que como experimentado conferencista cita cifras sin consultar sus bien elaboradas notas, recordó que en el pasado reciente la falta de inversión en el Sistema Nacional de Refinación (SNR) provocó que la operación de seis refinerías fuera interrumpida frecuentemente, lo cual generó que la utilización de la capacidad instalada cayera hasta el 30%.

Consideró el proyecto un verdadero reto, pues se espera terminar la nueva refinería en solo tres años, pero mostró confianza en que así será, pues observa que los esfuerzos del gobierno federal están enfocados en el proyecto, como lo demuestra que las oficinas generales de PEMEX se concentraron en Tabasco.

Las opiniones expresadas por los columnistas son independientes y no reflejan necesariamente el punto de vista de El Dictamen.