Cinco muertos, 60 heridos, un aborto y un sinfín de viviendas dañadas deja sismo en Filipinas

Foto: Twitter

Cinco muertos y 60 heridos es lo que se ha reportado sobre el terremoto de 6.4 grados que se registró en la Isla de Mindanao, al sur de Filipinas.

Sobre los fallecidos, se tiene el reporte que en Tulunam, provincia de Cotabato Norte, una niña perdió la vida a causa de un derrumbe cuando transcurría el siniestro, cuyo epicentro se situó a 22 kilómetros de la ciudad anteriormente dicha.

Asimismo, en Kidapawan, donde se sintió con intensidad de 7 grados, un hombre falleció por un ataque al corazón, mientras que una embarazada sufrió un aborto.

Otras tres personas, incluida una menor de dos años, se murieron por el desprendimiento de tierra en Magsaysay, provincia de Davao del Sur.

Suman 125 heridos por protestas y enfrentamientos en Cataluña

Encuentran en Nigeria a 300 hombres encandenados, golpeados y sin comer

Sin embargo, el Instituto de Vulcanología y Sismología de Filipinas (Phivolcs) consideró el terremoto ocurrido este miércoles a las 19.37 hora local (11.37 GMT) de magnitud 6,3, cuyo epicentro tuvo una profundidad de 15 kilómetros.

En General Santos, también en Davao del Sur, un centro comercial se incendió después del terremoto, aunque todavía no se ha divulgado un recuento de víctimas sobre ese incidente.

El terremoto estuvo seguido de unas 226 réplicas y de un segundo temblor de 5.2, según Phivolcs.

Entre los sismos más letales que ha sufrido Filipinas, se encuentra el de la provincia de Pampanga el pasado abril, que dejó 16 muertos, y otro el pasado julio en Batanes -el extremo norte del país-, con nueve fallecidos.