Tiburones Rojos de Veracruz caen ante Bravos de Juárez

Los Tiburones Rojos de Veracruz regresaron a las andadas y cayeron en el Estadio Olímpico Benito Juárez ante los Bravos de Ciudad Juárez 2-0. Los escualos fueron víctimas de sus propios errores defensivos, los cuales les costaron goles y perdieron una oportunidad de sumar unidades ante un rival directo del descenso.

Un error de Gaspar Íñiguez a los 23 minutos de tiempo corrido provocó la primera anotación de los fronterizos. El argentino trató de salir de su terreno de juego, sin embargo, al retroceder alargó de más la pelota, la cual fue robada por Darío Lezcano, quien, tras una finta, remató de larga distancia y marcó un bello gol que adelantó a los Bravos.

Veracruz trató de reaccionar pero el gol ya había surgido su efecto en lo mental. Los locales fueron al ataque y trataron de buscar el segundo gol, mismo que llegó de forma fortuita tras un nuevo error de los jarochos.

Nuevamente, los escualos trataron de salir con balón controlado, pero un mal manejo del esférico de Arturo Paganoni terminó por brindarle el control del mismo a Diego Rolán, que cuando se perfilaba para asistir a un compañero fue interceptado por Sebastián Rodríguez, quien punteó la bola y sin intención alguna habilitó a Ángelo Sagal, que recortó magistralmente a Paganoni y fusiló a boca jarro a Sebastián Jurado.

Empate en CU entre Pumas y Cruz Azul

 

 

Tiburones Rojos Femenil perdió ante Puebla en el Estadio Cuauhtémoc

La jugada confundió al árbitro Marco Antonio Ortiz y al abanderado que terminó por levantar su franela y señalar fuera de lugar de Sagal, que se encontraba adelantado. El VAR llamó la atención del nazareno y este rectificó al notar que la pelota es enviada a Sagal por Sebastián Rodríguez, por lo que anula la regla del offside.

Durante la segunda mitad, Enrique López Zarza mandó al campo a Cristian Menéndez, al igual que en el choque ante Cruz Azul, los jarochos saltaron al terreno de nuevo sin un delantero nominal, pero la presencia del ‘Polaco’ fue meramente anecdótica porque en ningún momento Veracruz pudo generar una sola opción de peligro en la portería de Iván Vázquez, guardameta de Juárez.

Los Bravos se dedicaron a esperar a los escualos, sin embargo, estos, como en la mayoría de la temporada, no incomodaron a su rival y por cuarto juego consecutivo se fueron sin marcar una anotación y alargaron a 405 minutos consecutivos su racha sin marcar en el Apertura 2019.

Veracruz llegó a 36 juegos consecutivos en Liga Mx sin obtener un triunfo y continúan en el fondo de las tablas general y de descenso. Los porteños viajarán a Torreón para medirse a Santos el próximo viernes y el domingo recibirán en el Luis ‘Pirata’ Fuente a Toluca, como parte de la jornada doble del Apertura 2019.

Síguenos en Facebook ED deportes

Más noticias AQUÍ