Aquelarre Azul

El palo que le dieron a la franquicia de la familia Yunes en el PAN de Veracruz, ha desatado una serie de guerra de guerrillas al interior del partido.

El palo que le dieron a la franquicia de la familia Yunes en el PAN de Veracruz, ha desatado una serie de guerra de guerrillas al interior del partido que ocupó el segundo lugar en las elecciones del año pasado. La decisión del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación que obliga a repetir la elección para la dirigencia estatal por vicios insuperables en la amañada selección de José de Jesús Mancha Alarcón ha puesto en el más alto nivel de vulnerabilidad a un partido que no supo ser gobierno.

Los panista con Pepe Mancha ni siquiera lograron figurar como oposición al Gobierno de Cuitláhuac García, mucho menos en el Congreso y menos aún en el Gobierno Federal, sus antecedentes de corrupción en el gobierno yunista y en su propia elección no les permitió tener la calidad moral mínima para criticar a un una administración vulnerable por todos lados pero blindada ante los actores políticos manchados de la pudrición.

Y más allá de la mala imagen pública del PAN como partido, la verdadera contaminación se encuentran al interior de sus filas, sus pleitos internos, traiciones e intereses de grupo los llevan a la autodestrucción que seguramente se observará muy pronto con resultados electorales fatales para ese partido político.

Lo que es un hecho es que el grupo yunista en el PAN estatal está acabado, Pepe Mancha no tiene posibilidad alguna de ganar la interna, sus negros antecedentes lo condenan, tampo Joaquín Guzmán El Chapito, es opción, es un ejemplo más de corrupción y cacicazgo en la administración de Miguel Angel Yunes Linares, pues el señor administraba la Secretaría de Desarrollo Agropecuario con pistola en mano.

El rosario de traiciones y los pleitos de grupos al interior del PAN caen como anillo al dedo a MORENA y al gobierno ya que el PAN era el único partido que podía disputar algún espacio en materia electoral, pero es un hecho que la autodestrucción azul es inminente, solo es cuestión de tiempo.

Gira AMLO
Veracruz cuenta con la clínica del IMSS más grande del país y está en Chicontepec, allá en la zona menos accesible del estado, pero que atiende a pacientes de Hidalgo y de San Luis Potosí, es por eso que el Presidente Andrés Manuel López Obrador estará el próximo domingo en un reunión privada en esa clínica para hacer efectivo el plan de salud nacional, es decir, Veracruz será puntero en programa de gobierno en materia de salud.

Con el concepto de que Veracruz y todo México están en terapia intensiva por cáncer de corrupción, devastado, obras hospitalarias inconclusas y déficit de más de 130 mil médicos”, el Presidente llegará a poner orden en uno de los sectores más sensibles de la atención de gobierno.

Fiel a su estilo abierto de comunicación, el presidente Andrés Manuel López Obrador escuchará de la voz de los propios derechohabientes, trabajadores y médicos, con el fin de rescatarlo y resolver las necesidades para ofrecer un servicio médico eficiente, con atención a todas las enfermedades y medicinas gratuitas para los mexicanos que carecen de este derecho.

En el nuevo modelo de la política presidencial, los días 27 y 28 de julio, el Presidente retornará para realizar la evaluación de la atención que brindan hospitales de Zongolica, Coscomatepec, Jáltipan.

Fichitas en SEFIPLAN

Adrián García Saldaña un hamponete que busca pisar las grandes ligas con l cobijo de su apellido sufrió un tropiezo en lo que consideraba que era su pase para enriquecerse en las filas de MORENA. Esta semana salió a la luz pública el modos operandi del muchacho que junto con sus amigos personales extorsionan a empresarios desde la Secretaría de Finanzas del Gobierno del Estado.

Los muchachos conocidos ya como el cartel de Sefiplan tienen muchas cosas que explicar y que pagar con dinero y con cárcel, si es que la 4T quiere en verdad legitimarse como un gobierno de combate a la corrupción.

Las opiniones expresadas por los columnistas son independientes y no reflejan necesariamente el punto de vista de El Dictamen.