En el marco de la nueva Ley Laboral, los organismos sindicales que estén dispuestos a sobrevivir, deberán privilegiar el acercamiento con el trabajador, integrarlos a la negociación colectiva para que, en conjunto, negocien mejores prestaciones y la satisfacción de todos sus derechos laborales, indicó Roberto Mendoza León, secretario general de la Federación Obrera Sindical de la República Mexicana.

En entrevista con EL DICTAMEN, durante su estancia en la ciudad para realizar pláticas con varias compañías del sector comercial y servicios, cuyos trabajadores podrían afiliarse al Sindicato de Empleados de Comercio de Veracruz, que pertenece a la Federación, subrayó que aquellos gremios tradicionales que no han aceptado la reforma laboral como un signo de que el país ya cambió, irremediablemente van a desaparecer.

Explicó que si bien las compañías tienen buenas prácticas laborales con sus trabajadores, existen deficiencias como la falta de negociación colectiva con los trabajadores.

Por ello, expuso, la Federación Obrera Sindical de la República Mexicana ha emprendido una campaña de sindicalización en el país, que ha iniciado en Veracruz, con acercamientos con las compañías que tienen posibilidades de poder afiliar a los trabajadores en el marco de la nueva reforma laboral.

“Hemos tenido un buen recibimiento de los diferentes centros de trabajo, en donde se respondieron muchas preguntas y creo que logramos tener buena aceptación como para creer que las compañías firmarán los contratos colectivos de trabajo con el Sindicato de Empleados de Comercio que encabeza Miroslava Villanueva Camarena”, destacó.

Empresarios mexicanos y estadounidenses unen fuerzas contra aranceles

Prevén posible arancel de 45% a maíz importado de EUA

Consideró que con la nueva Ley Laboral  se revisarán las condiciones de trabajo para que el sindicato tenga nuevos horizontes con nuevas compañías que atender, en donde las organizaciones sindicales no solo deben ser representantes de los trabajadores, sino convertirse en sus amigos para entenderlos problemas que ellos tienen y que puedan encontrar juntos las soluciones para que no se sientan agobiados.

Destacó que las compañías de Veracruz con las que han dialogado en busca del Contrato Colectivo de Trabajo ven con buenos ojos al Sindicato de Empleados de Comercio porque este gremio aporta un plus propio en la protección de los trabajadores, en temas delicados de salud y en la aportación de montos económicos para la familia en línea directa en caso de fallecimiento del trabajador.

Expresó que en la actualidad existen muchas inconsistencias en el día a día en el trato laboral, por lo cual se tratará de ser congruentes en lo que dice la ley, que esta se respete y no haya ese tipo de incidencias.

Reiteró que la Reforma Laboral ha sido muy exitosa porque “nos regresó a nuestro origen, porque nos debemos a los trabajadores y los sindicatos se han desviado en temas de política, cuando su objetivo es tener contentos y satisfechos a los trabajadores”.

Por ello, sostuvo, la Nueva Ley Laboral obligará a los sindicatos a que tengan interés en su razón de existir, a que privilegien el acercamiento con el trabajador.

“El sindicato que no quiera desaparecer tiene 4 años para hacer esos lazos de comunicación y vinculación con los trabajadores, ya que hay reglas muy claras y el que tenga interés las va a cumplir y el que no hasta ahí llegó.

Y es que, apuntó, ahora hay un proceso denominado Ley de Extinción del Contrato Colectivo de Trabajo, en donde se establece que dentro de cuatro años se dé una certificación de todos los contratos habidos y por haber en el país.

De manera que el sindicato que no logre pasar esa certificación, en donde por lo menos el 30 por ciento de los trabajadores apoye al gremio, perderá la representatividad.