Luis Walton, el Caballo Negro de Morena para la gubernatura de Guerrero

José Luis Camacho Acevedo

Iniciado el gobierno de la 4T apareció la figura de los ya famosos por controvertidos “súperdelegados”.

En los tiempos de la colonia los “validos” eran unos representantes del Virrey en turno en las provincias de la Nueva España.
Los súperdelegados vienen siendo un equivalente de los validos del mandatario López Obrador.

En la mayoría de los casos en los estados que renovarán sus gubernaturas en el ya inminente 2021, los validos de AMLO están trabajando para convertirse en los “candidatos naturales” para disputar esos importantes cargos.

En el estado de Guerrero el súperdelegado de AMLO, Amílcar Sandoval, que tiene como principal apoyo a su hermana Irma Sandoval quien es la secretaria de la Función Pública en el gobierno de la 4T, sigue pensando en que dentro de poco más de un año será el abanderado de MORENA para disputarle al PRI la gubernatura de esa entidad.

En Guerrero bajo la conducción del priísta Héctor Astudillo, el PRI ha obtenido resultados electorales bastante satisfactorios.
Guerrero fue el estado que más votos proporcionó a la candidatura presidencial de José Antonio Meade.

Y el mandatario Astudillo Flores ha sabido llevar, gracias a su gran experiencia política, una relación civilizada y digna con el primer mandatario López Obrador.
Astudillo reaccionó con mucha firmeza ante las trampas que le organizaba el súperdelegado Amílcar Sandoval en cada visita de AMLO a la entidad. Las rechiflas que Amílcar orquestaba al gobernador eran un burdo ataque a la investidura del ejecutivo local.

El gobernador guerrerense pidió respeto a su investidura y anunció que evaluaría si era pertinente su presencia en los eventos que encabezaba en Guerrero el primer mandatario.
Y desde ese momento se terminaron las rechiflas organizadas por Amílcar y sus reventadores.

MORENA tiene otro aspirante abierto a la gubernatura de Guerrero, el senador Félix Salgado Macedonio, quien libra un enfrentamiento a muerte con Amílcar Sandoval.
En la dirigencia de Morena ya han iniciado la auscultación sobre la mencionada pelea entre Salgado Macedonio y Amílcar.

Y los dirigentes del partido gobernante saben que el buen gobierno de Héctor Astudillo será un apoyo fundamental para que el PRI conserve el poder en Guerrero.
El candidato de los tricolores que se ve como el natural es el senador Manuel Añorve Baños, quien tiene conocimiento de la entidad ya que fue candidato al gobierno en las antepasadas elecciones.

El PRD apenas sobrevive a la avalancha de MORENA que desarticuló al partido del Sol Azteca llevándose a la mayoría de sus cuadros.

Tendría que ser nuevamente su candidata al gobierno la ya muy vista Beatriz Mojica quien terminó siendo la principal causante de que su partido perdiera bastiones como Acapulco a manos de MORENA e Ixtapa a manos del PRI.

Ante ese panorama tan complejo y competido para MORENA, los dirigentes del partido de López Obrador han volteado la vista hacia un popular personaje como Luis Walton Aburto.
Surgido de las filas empresariales Walton Aburto, nacido en el 1 de junio de 1949), es abogado por la Universidad de Guerrero.

Su trayectoria en el ámbito público es una de las más amplias entre la clase política guerrerense.

Se ha desempeñado en diversos puestos, entre ellos el de senador de la República, presidente nacional de Convergencia entre 2010 y 2011 y también de Movimiento Ciudadano entre 2011 y 2012.

De 2012 a 2015 fue presidente municipal de Acapulco de Juárez.
Walton no tiene conflicto de relación con el gobernador Astudillo y hasta la fecha no ha sido atacado por el rijoso Amílcar Sandoval.

Pues para MORENA la alternativa con mayores posibilidades de disputarle la gubernatura guerrerense al PRI, que no tiene candidato más fuerte que Manuel Añorve, sin duda que se está perfilando en la figura del popular Luis Walton Aburto.

Las opiniones expresadas por los columnistas son independientes y no reflejan necesariamente el punto de vista de El Dictamen.