Las personas que visitaban este miércoles el zoológico de San Diego (California, EE.UU.) presenciaron asombradas cómo un oso polar capturó y se comió a un pato desprevenido que aterrizó en su recinto.

Una turista filmó en video el preciso momento y lo compartió en las redes sociales. En las imágenes se ve al ave flotando en la superficie de la piscina, mientras el blanco depredador se le acerca nadando sigilosamente bajo el agua. Instantes después el oso emerge y atrapa al pato con sus fuertes mandíbulas.

Mujer que golpeaba a su hija mientras cambia pañal es detenida

Monte Sinabung hace erupción en Indonesia

El oso juega con su presa por unos momentos antes de comérsela, delante de la mirada y suspiros de los sorprendidos visitantes.

Síguenos en Twitter @ElDictamen.

O si lo prefieres, en Facebook /ElDictamen.

Más noticias AQUÍ.