Conductor de Uber mata a cliente por vomitar el auto

Foto: Agencias

Un conductor de Uber asesinó a su pasajero luego de sostener una intensa discusión por el vómito que el amigo de este había dejado en el asiento trasero del automóvil.

El homicidio ocurrió en Albuquerque, Estados Unidos, y a más de dos meses el responsable está en libertad bajo custodia.

La tarde del 17 de marzo, Clayton Benedict recogió a James Porter y su amigo Jonathan Reyes del bar Salt Yard en la localidad de Osuna.

Al circular sobre la carretera interestatal 25, Reyes vomitó en la parte trasera, producto de los seis o siete tragos que bebió durante su estancia en el bar. El acto hizo estallar en cólera al conductor de Uber, quien advirtió a James que interpondría a través de la aplicación una tarifa de limpieza.

James intentó convencer a Clayton de que no le aumentara la tarifa, iniciándose una discusión entre ambos que subió de tono cuando el conductor se detuvo y solicitó a ambos pasajeros salir de su auto.

La declaración juramentada del detective del caso, citada por Albuquerque Journal, detalla que el chofer dio por terminado el viaje en la app y calificó con una estrella a James, quien al bajar del carro azotó la puerta.

Golpea a taxista por conducir lento hacia el hospital (VIDEO)

Sujeto se inmola a metros de la Casa Blanca (VIDEO)

“(En ese momento) Clayton abre su puerta y sale diciendo ‘hey, hombre, no azotes la puerta’” ante lo cual, James se le acerca y comienza a gritarle; después camina alrededor del auto, se quita los zapatos, una gorra y le arroja sus lentes de sol al conductor.

Fue tras esto que Clayton Benedict sacó una pistola y amenazó a James para que dejara de provocarlo y retrocediera, sin embargo, este bromeó con que no le dispararía y corrió al auto con la intención de subirse en el lugar del conductor y le dijo “si no vas a dispararme te voy a atropellar con tu propio auto”.

La reconstrucción de los hechos indica que fue entonces que el chofer le disparó en al menos seis ocasiones, impactándolo en al menos dos veces cerca de la axila izquierda.

Para cuando arribó la Policía, alrededor de las 18:00 h, encontró al joven de 27 años muerto y a su amigo arrodillado junto a él en estado de shock, tan afectado que ni siquiera se acordaba de lo que había pasado ni tenía conocimiento de que ya no tenía vida.

En cuanto a las investigaciones, el conductor de Uber fue detenido pero puesto en libertad bajo custodia policial y revisado su historial en la aplicación de transporte; respecto a su trabajo, un vocero de la compañía dijo que “ya no tiene acceso”.

Por su parte, la familia de la víctima interpuso una demanda civil contra Uber y Clayton Benedict bajo el argumento de que la empresa fue negligente en la contratación y supervisión de este.

Síguenos en Twitter @ElDictamen

O si lo prefieres, en Facebook /ElDictamen.

Más noticias AQUÍ.