El futuro del 5G está en China

El futuro de la tecnología y la digitalización está en el 5G, y los chinos acapararan con sus novedades en la materia una buena parte de la Mobile World Congress (MWC), que arranca hoy en Barcelona. El problema de las redes de Huawei, con los presuntos agujeros de seguridad controlados por el Gobierno chino, no ha servido a Estados Unidos para recuperar la ventaja perdida.

El gigante chino Huawei tiene una posición de vanguardia en el mercado de la telefonía de 5 Generación, sus redes fijas y móviles tienen dominio global y la digitalización de las industrias avanzará de la mano del 5G, igual que la robótica y la inteligencia artificial, igual que las ciudades inteligentes y las comunicaciones de las personas y las cosas.

El proceso de implantación de la tecnología 5G será más rápido que la 3G o la 4G, que necesitaron diez y cinco años para alcanzar los 500 millones de usuarios, pues se estima que esta sólo necesite tres años. Su conectividad permite dar servicio a un gran número de dispositivos, a altas velocidades, de forma concurrente. Además, reduce los tiempos de latencia, o sea la reacción de la red para responder de forma instantánea ante cualquier estímulo, tiempo de respuesta inmediato que resulta clave para el futuro coche autónomo en fase de pruebas, o para los robots que comienzan a mandar en las fábricas.

Las opiniones expresadas por los columnistas son independientes y no reflejan necesariamente el punto de vista de El Dictamen.