Una menor de 15 años vivió un verdadero infierno por al menos dos años, producto que su madre y su padrastro la utilizaron como moneda de cambio para no pagar arriendo, a cambio que el propietario de la casa pudiera violarla cuando quisiera.

Se trata de Ramona Perla, de 37 años de edad, y su esposo y padrastro de la víctima, Julián Agripino, de 65, quien además, en repetidas ocasiones violó a la adolescente. La identidad de ésta no se dio a conocer por obvias razones.

Desde hace dos años, ambos acordaron que Juan Bautista Rotela Domínguez mantuviera relaciones con la hija de la mujer.

Hallan barco con cargamento de droga en Tuxpan

Muere acribillado en colonia de Córdoba

Por fortuna, luego de que una tía de la adolescente se enterara de ese famoso acuerdo, dio parte a las autoridades, por lo que la menor fue puesta a salvo.

La mamá, que trabajó en una empresa de limpieza hasta 2016, está acusada ahora de promoción y facilitación de la prostitución. Mientras que, tanto Agripino, como el dueño del inmueble, deberá rendir cuentas en la justicia por el delito de abuso sexual con acceso carnal.

Además, hay rumores sobre un posible embrazado que presentó la joven, así como un aborto; sin embargo, no se ha confirmado nada.

Síguenos en Twitter @ElDictamen

O si lo prefieres, en Facebook /LaTarde.

Más noticias AQUÍ.