Muy buena impresión se llevó del sector eléctrico veracruzano, el Director General de la C.F.E. Manuel Bartlett Díaz; el viernes pasado se reunió con funcionarios, trabajadores, directivos de alto nivel, al término de una gira temática para supervisar instalaciones en empresas subsidiarias de Generación en los estados de Sonora, Nuevo León, Jalisco. En nuestras Entidad dio posesión al ingeniero Ricardo Córdoba Quiroz, nuevo Gerente de la Central Nucleoeléctrica Laguna Verde, así como al ingeniero Agustín Herrera Siller, en la Gerencia de la Empresa Subsidiaria de Generación VI, en Dos Bocas.
Bartlett habló con toda claridad en sus jornadas, dijo que los trabajadores son factor importante en la labor de rescate de la empresa productiva del estado, señalando ser un honor formar parte de ella en el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, pidió cerrar filas para reducir la fragmentación en tareas operativas. Una vez más confirmó que la Nucleoeléctrica Laguna Verde es una planta muy segura. En los encuentros con el personal, muy contentos, recibió el compromiso de que sumarán esfuerzos para lograr rescatar la empresa.
El Director de la CFE presidió dos reuniones, una en Laguna Verde, otra en la Planta Termoeléctrica de Dos Bocas, municipio de Medellín de Bravo. Los saludos se desarrollaron en un ambiente muy cordial; la alegría seguramente fue porque ningún dirigente del sindicato estuvo presente.
LA OTRA HISTORIA
La ausencia sindical en las juntas de Manuel Bartlett parecieren señales de que al fin el Presidente Andrés Manuel López Obrador se ha decidido limpiar el sindicalismo negro, aun por encima de las críticas que le llovieron por rescatar del ejercicio de la acción penal al dirigente de los obreros mineros Napoleón Gómez Urrutia, exiliado en Canadá, pero además hacerlo Senador de la República. Debe recordarse que fue Vicente Fox Quesada el que empoderó tan inefables especímenes malignos para la explotada clase asalariada del País, concediéndoles doblar sus períodos directivos hasta seis años con gracia de reelegirse. Tan nefasta protección se debe terminar.
VERDADES
Sin duda alguna, la orden del presidente López Obrador, de cerrar los ductos de PEMEX para evitar más robos de combustible, como parte de su estrategia para combatir la ignominiosa corrupción, va tocando fibras muy sensibles entre los verdaderos beneficiados con el “huachicoleo”, los de cuello blanco, que nada tienen que ver con los que andaban ahí en sus camionetitas viejas llenas de galones de 20 a 200 litros, que se sabe en realidad eran pura pantalla.
La verdad brota cuando desde altas esferas políticas han puesto el grito en el cielo, criticándolo, financiando campañas negativas para hacerlo quedar mal ante la ciudadanía, por eso los ataques contra López Obrador, extensivos para la Secretaria de Energía, Norma Rocío Nahle García, acusada hasta de arrogante, solo porque valientemente informó que “el cierre de ductos durará el tiempo necesario”. Son 1600 kilómetros de tuberías los que AMLO tiene bien vigilados, con el Ejército Mexicano manejando hasta el aspecto administrativo.
Cabe mencionar que PEMEX cuenta con una aplicación informática que le permite detectar, pero más aún, localizar en tiempo real las fugas, tomas clandestinas, así como la intrusión de terceros al derecho de ductos. Por eso fue que desde el primer día en que Octavio Romero Oropeza asumió el cargo de director general de Petróleos Mexicanos detectó numerosos problemas que sus antecesores consintieron pasar por alto.
Ahora bien, hay otras voces que aseguran que si en la Ciudad de México u otros estados afectados hay muchas gasolineras sin combustible, para nada es por el desabasto, sino porque ni siquiera estaban registradas ante PEMEX, ¿entonces quién las proveía?.
Cabe mencionar que si AMLO libra esta batalla, será un gran presidente, pero por añadidura fortalecerá las arcas nacionales.
Desde luego, tendrán que pisar la cárcel los responsables del saqueo al país, además de aplicarles la Ley de Extinción de Dominio, que es lo esperado por los furiosos ciudadanos de bien.
APOYO
Por cierto, el Presidente del Consejo Mexicano de Energía Petroquímica, Horacio Zárate Acevedo, respaldó la acción de AMLO, por enfrentar con valentía, firme, los graves grados de corrupción que imperaron durante muchos sexenios en Petróleos Mexicanos causando daños estratosféricos en la economía nacional. Comentó que en entidades donde hubo desabasto la situación se va normalizando, en breve todos los expendios estarán funcionando al cien por ciento, aseguró.
[email protected]
Facebook LosHunos Atila
Twitter @loshunos

Las opiniones expresadas por los columnistas son independientes y no reflejan necesariamente el punto de vista de El Dictamen.