Zumby Pixel

CINÉFILOS

'Nación Asesina'. Reseñas de lo más nuevo del cine escritas por un verdadero cinéfilo.

Publicado 18 octubre 2018 el 18 de Octubre de 2018

por

NACIÓN ASESINA

Desde que existe el Internet y los avances tecnológicos, ¿A qué tanto estamos expuestos en cuanto a nuestra privacidad, gustos y actos? En ella habita un mundo de fotos y videos, y cada uno es responsable de lo que hace, lo que mira y lo que envía.

En Nación Asesina estamos ante una explosión brutal de realismo y sexualidad, reflejado en un pequeño pueblo de nombre Salem en el que las mentiras, el morbo y las dos caras forman parte del día a día de los habitantes, de diversas edades, que dan inicio a una tormenta de sucesos en los que la violencia será extremadamente explícita, resultando para algunos una película muy torcida pero que refleja la problemática que se vive desde que las filtraciones en internet se volvieron el pan nuestro de cada día, algo que goza mirar la sociedad.

Lily y sus mejores amigas, Em, Sarah y Bex, son estudiantes de universidad, no tan comunes como pareciera, ya que gustan de vivir experiencias extremas que lejos de ser por llamar la atención, son los típicos problemas por los que las chicas viven en su día a día, con padres que no del todo están al pendiente de ellas. Entre mensajes de texto, redes sociales y fiestas desmedidas llenas de drogas y alcohol, todos los que ahí viven esconden secretos que no confiesan; en el caso de ellas: Lily tiene un noviazgo con Dim, pero le envía selfies de desnudos a su vecino mayor, Bex es transgénero y se involucra con un popular deportista, del cual se enamora; Em ha intentado ser compositora sin mayor éxito, y Sarah guarda videos pornográficos de amigos y vecinos.

Hasta aquí podría parecer una típica película que busca generar morbo de lo que los jóvenes realizan hoy en día, sin tapujos y teniendo el sexo como bandera principal; pero no estimados espectadores, estamos ante una película muy diferente en la que su director Sam Levinson nos lleva a otra atmósfera que por momentos nos recuerda a los inicios de “La Purga” por el aquello de las máscaras, el suspenso, la violencia y los baños de sangre al tiempo en que un día toda la ciudad recibe los secretos más sucios del alcalde de la ciudad, causando gran conmoción, seguidos por los del director de la escuela y, más adelante, y no de extrañarse, los de casi todos los habitantes, incluyendo mensajes de texto, imágenes comprometedoras y videos privados, desatando una cacería de brujas entre la comunidad, para castigar al o los responsables de las filtraciones, convirtiéndose el grupo de amigas, interpretado muy bien por Odessa Young, Hari Nef, Suki Waterhouse y Abra, en unas guerreras que de la nada toman fuerza para dejar de ser parte de los señalamientos y críticas por ser, sencillamente, mujeres jóvenes de carne y hueso, con sus vestimentas provocativas, resultando una venenosa crítica a la sociedad por el apoyo que siempre muestran hacia la masculinidad, todo como consecuencia de la hiperconectividad, haciendo una conexión perfecta que navega entre el horror, con tintes de drama y acción, resultando un muy acertado thriller con destacado soundtrack.

Mario E. Durán es fan del cine desde antes de nacer, no hay estreno que se pierda. Puedes seguir más de su trabajo, noticias y reseñas en CinéfilosMD

Síguenos en Facebook ED Entretenimiento.

Más noticias de entretenimiento AQUÍ.

US - US -