Zumby Pixel

El uso del celular estando al volante, es violencia

Pero, así como la ciudadanía se queja y como digo en líneas anteriores, está más que sobrada de razón

Publicado 11 septiembre 2018 el 11 de Septiembre de 2018

por

Todos estamos hartos de que los índices de violencia, lejos de bajar, van al alza e incuestionablemente eso es algo que la ciudadanía se encuentra criticando con toda la razón del mundo. En virtud de que es una obligación del Estado, dar protección a la ciudadanía. Y quien no logre comprender esto, sería bueno que le echaran un vistazo a “El Contrato Social”, de Juan Jacobo Rousseau, uno de los más preclaros pensadores que dieron impulso a la Revolución Francesa.

TAMBIÉN LOS CIUDADANOS CONTRIBUIMOS CON LA VIOLENCIA

Pero, así como la ciudadanía se queja y como digo en líneas anteriores, está más que sobrada de razón, se impone también el que los integrantes de dicha ciudadanía vea que el llevar a cabo prácticas contrarias al Estado de Derecho del cual siempre se hace referencia cuando vemos la prevalencia de la impunidad, ellos mismos la están practicando, cuando por ejemplo van haciendo uso del teléfono celular. Que tal vez veamos esto como algo intrascendente, cuando es realizado por nosotros, pero las terribles implicaciones que esto trae y lo podemos ver en las estadísticas de accidentes automovilísticos en las que terceros son lesionados de manera terrible y en muchas ocasiones con resultados fatales, sin deberla ni temerla tales “terceros” ¿No es esto violencia? Incluso las normas de tránsito prohíben el uso del celular o cualquier otro adminículo comunicación en lo que se conduce un vehículo, es la práctica más común del día a día en todas las calles y carreteras del país. Y siempre y cuando no se trate de un vehículo de la autoridad de tránsito, pues de ver a lo lejos a los representantes de la autoridad, inmediatamente guardan los dispositivos de comunicación, fuera de esto a los transgresores les importa un auténtico comino lo que vaya pasando con los vehículos detrás de ellos, pues al ir concentrados en la conversación o el chat, se disminuye la velocidad del vehículo del infractor de la norma de tránsito y van en auténtico zigzag, valiéndoles una pura y dos con sal lo que suceda a su alrededor ¿No es esto violencia?

SI LA NORMA NO SE RESPETA ¿POR QUÉ EXIGIR QUE OTROS LO HAGAN?

Sin duda alguna es necesario contar con la concientización debida por parte de la ciudadanía en general o al menos la mayoría, para poder bajar el índice de violencia, pero, en tanto ésta se siga ejerciendo de manera impune por la ciudadanía, como es el ir hablando por celular o escribiendo en las tabletas en lo que se va al volante, amén de violencia, se está también llevando a cabo una conducta de carácter suicida, porque de por medio va la vida del conductor y de quienes van acompañándolo en el vehículo durante el trayecto, pues no se sabe ni qué hacer al momento de sobrevenir el accidente porque el conductor no está en lo absoluto concentrado en la actividad de conducir, sino en lo que está realizando en el adminículo de comunicación. Y como es de todos sabido, la concentración al ir conduciendo, es fundamental para poder reaccionar en el caso de una emergencia.

http://losbuenosdias.blogspot.com
correo:[email protected]

Las opiniones expresadas por los columnistas son independientes y no reflejan necesariamente el punto de vista de El Dictamen.

US - US -