Zumby Pixel

Aumentan quejas por negligencia médica en Veracruz

En lo que va del 2018, se han atendido 900 casos, en su mayoría contra el IMSS

Publicado 07 septiembre 2018 el 07 de Septiembre de 2018

por

En el estado de Veracruz, se continúa disparando el número de quejas por supuestas negligencias médicas, dijo el Comisionado de Arbitraje Médico del Estado de Veracruz, Cesar Rodríguez Gilabert.

Entrevistado por EL DICTAMEN, Rodríguez Gilabert, dijo que durante el 2016, se atendieron 386 asuntos. El año pasado se duplicaron los casos en 738, y a la fecha del 2018, se tienen registrados 900 asuntos.

Mujer perdió a su bebé por negligencia médica en Boca del Río

Denuncia presunta negligencia médica en IMSS de Veracruz

De las quejas recibidas, el 90 por ciento corresponden a personas que acuden con una controversia médica a la Comisión de Arbitraje Médico del Estado de Veracruz (CODAMEVER).

“O sea al quejarse de algún problema con algún médico o institución, ya sea IMSS, ISSSTE, Secretaría de Salud, etc. Y estos casos en un 90 por ciento, generalmente se resuelven ya sea con una gestoría, hablando inclusive que se de la atención al paciente que está demandando o conciliando en el el caso de que solicite una indemnización con el médico o la institución, para que le paguen al paciente, lo que considera que le fue dañado”, comentó.

En caso de que no hay acuerdo y no se logra una conciliación, la CODAMEVER, realiza un arbitraje médico, donde ambas partes aportan las pruebas necesarias para esclarecer el caso.

Otro número de casos que se manejan, son los dictámenes que solicitan principalmente los ministerios públicos.

Ahí se tratan casos de personas que han fallecido por una supuesta negligencia médica, al considerar sus familiares que el deceso ocurrió por un mal manejo del médico o la institución.

“El ministerio público, nos manda a solicitar el expediente de los hospitales y los médicos, hacen los interrogatorios de las personas acusadas y nos mandan el expediente, para que nosotros dictaminemos si se respetaron las normas básicas de atención al paciente, si se hizo lo que se debería de hacer y si la falta de apego, ocasionó daño al paciente”, comentó.

El entrevistado dijo que la mitad de las quejas recibidas, se han logrado resolver a favor del usuario, es decir, en un 50 por ciento, se ha podido comprobar la omisión de algunos médicos e instituciones y en otro 50 por ciento, todo lo contrario.

“De los casos que tenemos aquí, en la mitad la acción médica fue correcta y en la otra mitad, no fue correcta y tuvo implicaciones en el resultado final, en el otro 50 por ciento, digamos que si hubo algunas irregularidades, pero no relacionadas con el daño del paciente”, expresó.

El cardiólogo César Rodríguez Gilabert, dijo que es casi imposible que al revisar un expediente clínico de cualquier institución médica y que se encuentre todo en orden, es decir, son detectadas múltiples omisiones, como la falta las notas de visita, firmas, se omiten las notas explicando los resultados de laboratorio, que si bien no producen daño al paciente, si amerita una falta administrativa.

Destacó que se han realizado dictámenes al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), donde se ha detectado que el médico dio de alta a un paciente prematuramente o no le pidió los exámenes que deberían de ser.

Ahí el IMSS, puede sancionar a los médicos e incluso hasta rescindir el contrato.

Destacó que la mayoría de las quejas por supuesta negligencia médica, se resuelve de manera inmediata y otras en uno o dos meses.

Sin embargo, cuando la queja se va a otras instancias, como la Comisión Estatal de los Derechos Humanos (CEDH) o al ministerio público, tarda años en resolverse.

“Nos mandan a pedir casos de dictámenes que tiene cuatro, cinco hasta siete años en el ministerio público, tienen tanto trabajo que es lenta la resolución y aquí con nosotros es de manera inmediata”, dijo.

Explicó que en el peor de los casos, donde las partes no se pongan de acuerdo y que aceptaran un arbitraje por parte de la CODAMEVER, en tres meses se tiene que dar el laudo definitivo.

Una de las cinco especialidades que registran más quejas en la CODAMEVER, es el área de ginecología y obstetricia, traumatología y ortopedia, urgencias, odontología y cirugía general, son los otros servicios en donde se pueden presentar más errores.

Detalló que uno de los principales motivos de las quejas que llegaron a la CODAMEVER, fue por malos diagnósticos, siendo el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), quien más recibe quejas, por ser la institución que cuenta con un mayor número de derechohabientes.

Además hay hospitales privadas con quejas en su contra, así como las clínicas y hospitales de la Secretaría de Salud.

Destacó que el incremento de las quejas presentadas a la CODAMEVER, es porque se ha recuperado poco a poco, la confianza en las instituciones y la difusión que se ha dado.

En su mayoría se deben a la poca o escasa comunicación que existe entre el paciente y el médico, que no detalla al mismo, las consecuencias de una cirugía.

Los diagnósticos erróneos, una mala relación doctor-paciente, tratamientos quirúrgicos con malos resultados, malos tratos y deficiencias administrativas, no son exclusivos de los servicios de salud pública.

Del 2010 a 2016, se resolvieron en promedio, cada año, mil 798 quejas ante la Comisión Nacional de Arbitraje Médico (Conamed).

Un total de 12 mil 586 casos en ese periodo. Pero se calcula que estas cifras están muy lejos de la realidad.

Cabe hacer mención que la Conamed, es una de las instancias en el país, dedicadas a recibir las quejas de los pacientes, pero los procesos burocráticos, que se caracterizan por ser largos, costosos y desgastantes los han llevado a buscar asesoría de sociedades civiles.

Síguenos en Twitter @ElDictamen

O si lo prefieres, en Facebook /ElDictamen.

Más noticias AQUÍ.

US - US -