Zumby Pixel

Santa institucionalidad

La columna de Ángel Palma
Foto: Ángel Palma

Publicado 14 agosto 2018 el 14 de Agosto de 2018

por

Santos Laguna se ha posicionado como un club que ofrece condiciones óptimas para desarrollar proyectos deportivos serios; una institución que al crear el Territorio Santos Modelo, se inspiró en las mejores prácticas del fútbol europeo para hacer rentable su estadio todos los días de la semana, invirtió en inteligencia deportiva para sacar máximo provecho a sus futbolistas y creó una cultura institucional que no solo da sentido de pertenencia, también es modelo a seguir en el fútbol mexicano.

Bajo este contexto, aunque en el fútbol mexicano es común que los directores técnicos sean cesados a medio torneo, pero pocos hubiéramos imaginado que sería el caso de Robert Dante Siboldi, un técnico que conoce las entrañas del club y el actual campeón de la Liga MX.

Ante los rumores de la destitución, Santos Laguna emitió un comunicado de prensa confirmando la noticia pero dando pie a muchas especulaciones y omitiendo el nombre del técnico, lo cual trajo muchas críticas; la prensa mencionó tres jugadores como posibles detonantes de la sustitución tras un conflicto con el técnico; Jonathan Orozco, Brian Lozano y  Gerardo Alcoba. Sin embargo, el tener a sus jugadores en las instalaciones en una jornada laboral que va más allá de los entrenamientos en la cancha, permitió que el club reaccionara rápidamente con una conferencia de prensa en la que se reveló el jugador “afectado”, Gerardo Alcoba, el Vicepresidente de fútbol, José Riestra y Salvador Reyes, quien sería anunciado como nuevo técnico de Santos.

Más allá del lenguaje corporal de Alcoba, denotando incomodidad y molestia, el mensaje de la directiva fue coherente con los valores de la institución, el bien del equipo está antes que los intereses personales de cualquier elemento; un mensaje de que la directiva no pierde el control en crisis, que así mismo da tranquilidad a diversos públicos, sobre todo a patrocinadores.

Aún siguen las especulaciones respecto a qué pasó realmente entre Siboldi, su cuerpo técnico y el jugador; los mayores afectados hoy parecen ser Cufré, auxiliar técnico, y Alcoba; ambos señalados por indisciplinas y problemas con la autoridad, o, como se dice en el argot futbolero, “tenderle la cama” al responsable del plantel.

En el otro lado de la moneda, Siboldi parece haber salido bien librado de la crisis; ante tanta especulación, publicó un tuit protegiendo su reputación y no se “enganchó” con algunos líderes de opinión que lo animaban a dar más información; el uruguayo, al ser percibido como un director técnico mesurado y de perfil familiar, goza de crédito ante la opinión pública y seguramente tendrá muy pronto otra oportunidad en la Liga MX.

Los laguneros fueron fieles a los valores que los han llevado a éxitos deportivos, los que los tienen posicionados como una institución seria e involucrada con la comunidad. El mensaje es claro: trabajo en equipo antes que egos, acciones coherentes con su muy sonado #SinGuerrerosNoHaySantos… aunque eso represente prescindir del director técnico que los llevó a su más reciente título.

@angelpalma1

Síguenos en Facebook ED deportes

Más noticias AQUÍ.

- US -