Zumby Pixel

Hay de dos sopas: O lo provocas o lo permites. Punto

“Tú eres responsable de todo lo que sucede en tu vida”…
Foto Pinterest

Publicado 19 abril 2018 el 19 de Abril de 2018

por

A veces pienso en aquellas ocasiones cuando alguien, según tú, te hace tomar una decisión que luego tiene consecuencias desagradables y pensamos que ese alguien “te obligó” y le echas la culpa de todo.

Ahora, te has puesto a pensar, que si te sucede algo a consecuencia “de otras personas o circunstancias” que provocan un daño en tu vida, es también responsabilidad tuya por haberlo permitido, ¿no crees?

A veces pienso en nuestra manera irracional de ver nuestras experiencias, si nos ocurre algo magnífico o un milagro entonces fue Dios y/o nosotros usando la ley de la atracción, o algún hechizo conjurado, pero si nos ocurre un accidente, entonces nuestra furia recae sobre aquella otra persona que nos hizo daño. Ni hablar de considerar que nosotros mismos hemos atraído esa realidad a nuestra vida.

“Por su culpa dejé el trabajo”, “por culpa de mis papás tomé esa carrera”, “es que él me hace enojar”, “ella provocó que yo le pegara”, “estoy cansada de que abusen de mi todo el tiempo”, “ya no soporto que mi jefe me de tanta carga”, “¿cómo le hago para que mis hijos no se aprovechen de mí?”, ¿por qué todo ahora me está saliendo mal?…

Las mujeres decimos cuánto exactamente debe durar el sexo, y este es el tiempo

“Si no quieres que te bajen los pantalones, ¡no te hagas modelo!”: Karl Lagerfeld

Hay una parte de nuestra personalidad que requiere bastante esfuerzo y entrenamiento para controlar, esta parte es a mi manera de ver las cosas la responsable de la mayoría de las cosas que nos hacen sufrir, pues a través de ellas somos altamente manipulables débiles e incluso irracionales al momento de tomar decisiones y considerar las consecuencias.

Esta parte de nosotros son nuestras EMOCIONES. En la mayoría de nosotros,nuestras emociones viven a rienda suelta,hacen con nosotros lo que se les viene en gana y obviamente nos hacen pagar el precio por nuestras debilidades.Puedes ser el mejor escritor de afirmaciones, puedes tener una habilidad increíble para visualizar tus sueños, incluso para tomar acción, pero si tu punto débil, o sea tus emociones te hacen desviarte de tu objetivo, de tu plan de acción y te hacen tomar decisiones pobres con respecto a tu vida, entonces terminarás en una situación indeseada.

Por ello, somos responsables de todo lo que sucede en nuestras vidas y sobre todo de ver PRIMERO dentro de nosotros mismos para buscar una razón o solución a un problema que estemos viviendo pues muy probablemente el culpable de tu situación actual es alguna parte de ti de la cual no tienes control alguno.

Síguenos en Facebook ED Entretenimiento.

Más noticias de entretenimiento AQUÍ.

 

 

- US -