Zumby Pixel

Una construcción de primera

Por: Lic. Guillermo Ingram
"Palacio Postal" en la ciudad de México

Publicado 10 abril 2018 el 10 de Abril de 2018

por

Una amiga me envió un breve video donde se muestra el “Palacio Postal” en la ciudad de México, el cual es considerado la “joya” del Centro Histórico de la ciudad capital de nuestra nación, no obstante existen otras edificaciones que no tienen equivalente ni comparación, como lo es el “Templo Mayor”.

Pero, me concreto en el edificio de correos, cuya construcción ordenara Don Porfirio Díaz y lo inaugurara el 17 de febrero de 1909, el arquitecto fue Adamo Boari, el mismo que proyectó el Palacio de Bellas Artes. En el video se indica fue uno de los primeros edificios en la ciudad de México en tener electricidad y elevador.

El edificio es una belleza y lo mejor de todo es que se ha conservado en función al permanente mantenimiento que se le ha proporcionado. Es realmente hermosa su arquitectura y el interior es impresionante.

SE DEBE RECUPERAR INTEGRALMENTE LA EDIFICACIÓN

En nuestro terruño querido, Veracruz, el edificio de Correos y Telégrafos, así como el de la Aduana, fueron también construidos por disposición de Don Porfirio Díaz, e inaugurados en 1902. Ambos inmuebles son también de una gran belleza arquitectónica y de los dos, el único que conserva sus originales “tragaluces” es el de la Aduana, los que estaban respectivamente en el de Correos y el otro en Telégrafos, simple y llanamente se dejaron perder, por la falta de mantenimiento y fueron suplantados por una plancha de concreto. Guardo muy gratos recuerdos de mi niñez de estos edificios, pues cada vez que íbamos con mi mamá a depositar cartas o telegramas, si mal no recuerdo aún estaban los vitrales-tragaluces. Y no obstante todavía se puede ver la majestuosidad de las edificaciones, en su origen eran todavía mejor por la serie de estatuas y bustos que había en sus correspondientes frontispicios.

GRACIAS A LA SECRETARÍA DE MARINA SE RECUPERÓ EL DE LA ADUANA

El de la Aduana, de una u otra forma se logró preservarlo, pero, fue hasta que pasó a manos de la Secretaría de Marina que se logró su recuperación integral, así como su hermosamiento, donde se debe destacar la restauración total del portentoso “tragaluz”.

UNA PEQUEÑA MANO DE GATO

Desafortunadamente los de Correos y Telégrafos no corrieron la misma suerte y al parecer éstos están todavía en funcionamiento, pero, como desde nunca, al parecer, hubo o hay fondos para la conservación del inmueble, éste se ha ido deteriorando y solamente se le han dado algunos brochazos a la fachada a fin de que no desentone con la remodelación de todo su entorno.

FALTA TODO UN ZARPAZO DE TIGRE

No obstante se debería recupera este edificio en forma integral, tanto por la belleza del mismo, así como por la importancia histórica, emblemática y hermosa arquitectura de que es poseedor. No cabe la menor duda de que tanto el correo, como el telégrafo, en el tiempo presente viene a ser prácticamente obsoletos por la dinámica de los actuales sistemas de comunicación, pero, siguen estando en activo estos sistemas, pero no por ello se debe permitir que nuestra ciudad pierda esta edificación que habla de nuestro bello pasado. Que aunado el edificio al paso por enfrente del mismo de aquellos añorados tranvías, eso hacía las estampa perfecta de aquel Veracruz del que disfrutamos todos los infantes de mi generación ¿A poco no? Así como en su momento corrimos por las rampas del otrora Banco de México, en el malecón, así también logramos correr todo lo que pudimos en la siempre extensa y siempre bonita “Plaza de la República”. Tremendo espacio abierto ubicado exactamente en frente de los edificios de la Aduana y el de Correos y Telégrafos.

TODO ESTÁ EN MANOS DE LA FEDERACIÓN

Y como son edificios federales debe ser la federación la que se encargue de la recuperación integral de los mismos, por lo tanto y a cómo está la cosa, no van a distraer dinero alguno para la recuperación de tan importantes piezas del patrimonio de los veracruzanos. Luego entonces, se hace necesario que en entrando la siguiente administración algún funcionario sensible dedicara algo de tiempo a la importancia de recuperar en su totalidad estas dos construcciones, con todo y sus vitrales en la techumbre, tal y como ha sucedido con el de la Aduana.

Por lo tanto y tal como dicen que dijo el invidente: “¡Vamos a ver!”. Pues hay que ver las fotos de la presentación original para ver los bustos y demás estatuas que deben ser reemplazadas.

http://losbuenosdias.blogspot.com
correo:[email protected]

Síguenos en Twitter @ElDictamen

O si lo prefieres, en Facebook /ElDictamen.

Más noticias AQUÍ.

- US -