Zumby Pixel

La corrupción incuestionablemente es cultural

Por: Lic. Guillermo Ingram
La corrupción incuestionablemente es cultural

Publicado 04 abril 2018 el 04 de Abril de 2018

por

Me quedé picado con lo de la corrupción en función a que es prácticamente el punto medular en que todos los candidatos dicen combatirán de llegar a la Presidencia, pero nadie dice cómo. Deberían comenzar por hacer un comparativo entre lo que había en el México precolombino y lo que pasó después de la Conquista.

¡LOS AZTECAS NO TOLERABAN LA CORRUPCIÓN!

Hace algún tiempo les comenté que en mis clases de Historia del Derecho, recuerdo el maestro nos habló de lo que se podría denominar el Derecho Penal entre los aztecas y nos dijo el crimen era casi inexistente entre esos ancestros indígenas, pues al que era sorprendido delinquiendo ¡Lo mataban! Incluidos lo que hoy se conoce como funcionarios públicos, el que prevaricaba ¡Cuello! Los aztecas no se andaban con sutilezas. Pero, con la Conquista llegaron muchas cosas nuevas, entre ellas la práctica incesante de la corrupción. Y no lo digo con resentimiento alguno hacia los conquistadores, pues entonces sería yo un necio, porque estaría negando parte de mi nación, pues es imprescindible reconocer la parte española que nos corresponde, comenzando por el idioma en que nos comunicamos.

ASÍ SON LAS CONQUISTAS, PRIMA LA AVARICIA

Y como les he contado, una Conquista no es una kermesse, es la destrucción de una cultura por la otra, imponiendo el vencedor, con extrema crueldad, la suya. Tal y como sucedió en el continente americano, en toda su extensión, los rusos en Alaska, los ingleses en la expansión de las 13 Colonias, los franceses en el territorio de la Luisiana y los españoles en todo el resto de un inmenso territorio. Así ha sucedido y sucede en todo lo largo del globo terráqueo. Aún en el presente.

AMEN DE SANTO ¡PROFETA!

Pero, definitivamente es urgente que se globalice el asunto cuanto antes, pero, en sentido positivo a una real solidaridad humana, con el fin de salvar a la creación, pues ya no hay más recursos que explotar en forma tan egoísta como se ha hecho hasta el presente, de lo contrario, se corre el gran riesgo de que San Juan Pablo II se vuelva aparte de Santo ¡Profeta! Pues han de recodar ustedes que en preludio al año 2000, dijo que si para el tercer milenio (del cristianismo), los seres humanos no aprendían a confraternizar, la humanidad no sería más.

LA TIERRA YA NO DA PARA MÁS, VA EN PICADA LIBRE

Pues como les digo ¡El planeta ya no da para más! Ni para más odio, ni para más avaricia y obviamente ¡Ni para más corrupción! Y si seguimos en la misma vertiente de darnos con todo unos a otros, no tardando se pasará a las agresiones con armas de destrucción masiva y ¡Kaput! Hasta ahí vamos a llegar como especie, o, como dijo Einstein contestando a los periodistas a la pregunta de cómo se imaginaba él la Tercera Guerra Mundial, con motivo de la detonación atómica en Hiroshima, la respuesta (que ya se las he platicado) fue: “No se los puedo decir, pero, de lo que si estoy seguro es que la Cuarta será con piedras y palos”.

MÉXICO ENTRE LOS DESTACADOS

Al mismo Einstein le adjudican la frase de: “Dos cosas son infinitas: el universo y la estupidez humana; y yo no estoy seguro sobre el universo”. Y creo firmemente, sin afán de faltar al respeto a nadie, que un preclaro ejemplo de estupidez humana, se la llevan de calle los políticos, siendo el ejemplo más preclaro el de Donald Trump y sus seguidores. Otra manifestación de dicha estupidez lo es la prevaleciente y creciente corrupción en el mundo entero, en donde lamentablemente México se encuentra entre los países “líderes”.

UTÓPICO, PERO SIN DUDA REAL

Tal vez me muestre bastante iluso e idealista escribiendo sobre la solidaridad humana y la participación que deberían tener los líderes mundiales en preconizarla. Pero, si se llegara a dar una conflagración mundial, sería precisamente por motivos de la rampante corrupción en el mundo entero.

NOSOTROS HICIMOS LA CAMA Y ¡NOSOTROS NOS ACOSTAREMOS EN ELLA!

De ser así ¡Qué Dios nos agarre confesados! No va a quedar títere con cabeza o quién para ir a apagar la luz o cerrar la puerta de la casa. Y entonces, los exiguos y raros sobrevivientes se preguntarán ¿Valió la pena tanta avaricia, generadora de tanta miseria?

Si analizamos el quehacer humano, lo real y palpable, se ha avanzado en la forma de matar con más eficiencia, en cambio, todo lo bueno de la humanidad, viene a ser ese humo verde que cuenta el mito saliera al final de la caja de Pandora ¿A poco no?

htpp://losbuenosdias.blogspot.com
correo:[email protected]

- US -