Zumby Pixel

Declara Rosío Cordova, fiscalía cierra la carpeta

Aclaró que en su conferencia ella detalló que 20 jóvenes respondieron que fueron levantados o secuestrados, pero al ser quienes completaron el cuestionario está claro que están con su familia.
Rosío Córdova Plaza, investigadora de la UV.

Publicado 24 febrero 2018 el 24 de Febrero de 2018

por

Redacción
Al concluir la declaración de la investigadora de la Universidad Veracruzana (UV) Rosío Córdova Plaza, ante la Fiscalía General del Estado (FGE) comentó que luego de estos hechos, la comunidad universitaria deberá opinar si la antropóloga Sara Ladrón de Guevara González permanece al frente de la Rectoría, después de que se violentó la autonomía de la UV, ya que elementos de la Policía Ministerial que le entregaron el citatorio, ingresaron a las instalaciones de la máxima casa de estudios.

La académica aseguró que ella no puede aportar más datos a la investigación toda vez que las encuestas, con las que dio a conocer la cifra preliminar de 20 víctimas de la delincuencia organizada, son anónimas, por lo que no conocen a quienes las completaron.

Aclaró que en su conferencia ella detalló que 20 jóvenes respondieron que fueron levantados o secuestrados, pero al ser quienes completaron el cuestionario está claro que están con su familia.

Al referirse a la actitud asumida por la rectora Sara Ladrón de Guevara González, quien se deslindó de la investigación, reconoció que ella no puede tener conocimiento de todo lo que hace la comunidad académica, pues es mucho el trabajo científico que se está realizando, “y ella es antropóloga”.

La académica señaló que es delicado que con “una información distorsionada de medios” la autoridad pretenda llevar a declarar con un oficio perentorio, con la advertencia que de no acudir harían uso de la fuerza pública, lo considera amenazante.

Dijo que al hablar con el fiscal general, narró lo que sabe aunque le parece grave que haya sido violentada la autonomía universitaria porque quienes le entregaron el citatorio fueron policías ministeriales y requieren que las investigaciones que realizan con el rigor académico deben contar con el aval de la universidad.

Aseguró que el trabajo se hizo con un premio que ganó el proyecto con el que iniciaron la investigación que es de largo aliento y en el que esperan obtener mucha información que señaló, es delicada, por lo tanto, dijo, es incoherente que una institución que le paga para hacer investigaciones, ahora se deslinde.

Descartó que el tema se haya politizado, pero considera es que las autoridades entraron en pánico “porque además, no es verdad que yo dije que había 20 desaparecidos, ojo, porque quienes estuvieron ahí escucharon que lo que dije que había 20 personas que habían sido secuestradas, que habían sufrido secuestro exprés o habían sufrido levantón.

“Y dije y quizá desapariciones, pero dije ah no, porque entonces no podrían haberlo respondido porque no estaban desaparecidos, porque la encuesta se hace desde ego ¿y qué quiere decir ego?, que es la persona que está respondiendo la encuesta y eso quiere decir que la persona no está desaparecida”.

Recordó que los datos contenidos dentro de una estadística aplicada se hacen de manera anónima para garantizar a los encuestados que pueden brindar testimonio.

Por eso añadió que al ser cuestionada por el Fiscal General sobre si reconocía a las personas víctimas de delito, aseguró que no porque ella no había aplicado la encuesta, fue aplicada desde un equipo de investigación que además no tuvo contacto directo al momento del llenado del cuestionario.

El secuestro exprés es un delito que se ha generalizado a nivel nacional y no necesariamente es un delito directo en el que una persona haya sido afectada físicamente.
En ese sentido, resaltó son necesarios este tipo de trabajos de investigación que vienen a poner en panorámica la situación en el estado, desde la comunidad universitaria.

FGE CIERRA CARPETA DE INVESTIGACIÓN
Tras la comparecencia, la Fiscalía General del Estado determinó determinó el cierre del archivo de la Carpeta de Investigación FEADPD/ZCX/018/2018, pues a la declarante no le consta la cifra que se dio a conocer a través de los medios de comunicación, ni cuenta con datos sobre los supuestos hechos delictivos, que permitan el desarrollo de una investigación al respecto, pues la información de la personas supuestamente desaparecidas a las que hizo mención la investigadora María Esperanza del Rosío Córdova Plaza, se deriva únicamente de encuestas en las que no se preguntan datos que permitan el desarrollo de una investigación al respecto, puesto que las encuestas realizadas son anónimas, es decir, no verificables.

Al mismo tiempo, la acedémica refirió que la información que dio a conocer fue mal interpretada por los medios de comunicación, pues ella en ningún momento señaló que ese número de personas estuvieran actualmente desaparecidas, pues es imposible determinarlo debido a las encuestas en que basa su investigación.

Síguenos en Twitter @ElDictamen

O si lo prefieres, en Facebook/ElDictamen.

Más noticias AQUÍ.

US - US -