Zumby Pixel

Mexicanos ahora ingresan al país marihuana comprada en California

Roberto, un comprador, piensa que "Va a existir un contrabando inverso porque allá hay más calidad, más seguridad y un chingo de variedad".

Publicado 06 enero 2018 el 06 de Enero de 2018

por

  • “Estás comprando calidad y un producto seguro”, dice un comprador de Tijiana
  • Cuesta el doble que al adquirirla ilegalmente
  • En algunos casos no es para consumo personal, sino tráfico hormiga.
Foto: A Green Alternative

TIJUANA, BC.- A unos cinco minutos de la frontera entre México y Estados Unidos se encuentra A Green Alternative, una de las más de 90 compañías que consiguieron el permiso para vender marihuana en San Diego, California.

Inicia venta legal de marihuana en California

El primer día de 2018 pasaron dos cosas: entró en vigor una ley en California que permite la venta de marihuana para uso recreativo y los clientes se amotinaron para recibir el año con un par de gramos; hubo filas en cada una de las tiendas.

¿La marihuana es un afrodisíaco?

Entre los nuevos clientes no sólo hubo ciudadanos o residentes estadounidenses, en las filas de más de 30 o hasta 40 personas, que esperaron más de una hora para comprar, también había gente de Tijuana que, en algunos casos como Roberto, cruzaron la frontera, encontraron uno de los dispensarios, hicieron fila, compraron un par de gramos de marihuana y luego la cruzaron ilegalmente a territorio mexicano.

“Estás comprando calidad y un producto seguro”, dijo Roberto mientras abría la bolsa en la que le entregaron un gramo de marihuana por 20 dólares, el doble de lo que antes pagaba cuando la adquiría en tiendas clandestinas. Añadió: “Sabes que no le van a poner ácido, ni heroína, hay marihuana que me encontré aquí en Tijuana que te dicen: ´Está bañada en cocaína´”.

Foto: A Green Alternative

Arrestos en la frontera

La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) ha detectado que no todos tienen el mismo interés de comprarla para uso personal, han arrestado a personas con hasta 400 o 500 gramos en las garitas de Tijuana y Mexicali.

Aunque medio kilo no se compara con las toneladas de marihuana decomisadas mensualmente en la ciudad, el comandante de la Segunda Zona Militar, Enrique Martínez, asegura que es suficiente para saber que esa cantidad no es para consumo personal.

“Son pequeñas porciones, traen 50 dosis. No es tanto para consumo personal, a menos que traigan provisiones para todo el año”, advierte el comandante.

“¿Podría decirse que es como tráfico hormiga?”, se le pregunta. “Sí, así es, podría decirse”, dice el comandante.

Foto: A Green Alternative

Beneficios

El comandante Enrique Martínez piensa que no sería una mala idea que los consumidores de la droga compren su mercancía del otro lado de la frontera, en territorio estadounidense, porque ese cambio podría significar una reducción en la violencia que hay en la frontera, además les permitiría enfocar sus esfuerzos para inhibir la inseguridad en los otros focos rojos.

Roberto, un comprador, piensa que “Va a existir un contrabando inverso porque allá hay más calidad, más seguridad y un montón de variedad”.

La experiencia

De su primera experiencia como comprador legal de marihuana en Estados Unidos, guarda una pequeña pipa que le obsequiaron.

Una de las jóvenes que lo recibió en la tienda, primero lo llevó a una sala de espera en la que estuvo 15 minutos, luego lo acompañaron a otro salón en donde exhibían las variedades de la droga, en el que además de darle un recorrido le explicaban el tipo de mercancía disponible: gomitas, pan, aceites e incluso hasta bebidas.

“Conozco licenciados y esposos que consumían marihuana aquí, se arriesgaban, enviaban a alguien a comprarla y digo que ahora con esa posibilidad abierta, todas esas personas van a preferir comprarla allá”, dice el joven.

Con información de El Universal

- US -