Zumby Pixel

Ni es frente, ni ciudadano, ni es por México

Mire usted, aunque los líderes de los partidos opositores PAN, PRD y Movimiento Ciudadano hacen grandes esfuerzos por mandar un mensaje de unidad, lo cierto es que los pasos que van dando los acontecimientos demuestran que la unidad pende de un hilo.

Publicado Hace 16 días el 29 de Noviembre de 2017

por

Por Rodolfo Herrera

Mientras en el PRI y en Morena parece que tienen resuelto el conflicto interno, en el Frente Ciudadano por México FCM, conformado por el PAN, PRD y MC las cosas no pintan bien, al grado que podría darse el resquebrajamiento entre las diversas fuerzas que lo integran.

Mire usted, aunque los líderes de los partidos opositores PAN, PRD y Movimiento Ciudadano hacen grandes esfuerzos por mandar un mensaje de unidad, lo cierto es que los pasos que van dando los acontecimientos demuestran que la unidad pende de un hilo.

En el PAN, los militantes opositores a Ricardo Anaya, encabezados por los senadores calderonistas Ernesto Cordero Arroyo y Javier Lozano, han dejado en claro que el FCM solo sirve de plataforma, para el apuntalamiento de las dos principales candidaturas del país y una gubernatura.

Es decir, en ese frente el dirigente del PAN Ricardo Anaya iría como candidato a la presidencia de la república, la lideresa del PRD Alejandra Barrales buscaría ser la candidata a jefa de gobierno de la Ciudad de México y el dueño de Movimiento Ciudadano, Dante Delgado, estaría en posibilidades de encabezar la candidatura por la gubernatura de Veracruz.

Pero los tropiezos de los últimos días han marcado que las cosas están tomando un rumbo diferente, es decir, en el PRD Alejandra Barrales se ha topado con la franca oposición del jefe de gobierno de la CDMX Miguel Ángel Mancera, quien de plano le aclaró a Anaya y a su grupo de aplaudidores, que si alguien ha construido ese frente es precisamente él y por lo tanto, debería tener mano en el camino a la presidencia ¿Ah verdad?

Además, la postura del ala dura de las izquierdas sigue siendo firme en el sentido de que el FCM no es muy convincente en las formas y métodos que habrá de utilizar para nominar al candidato común a la presidencia, que todos sabemos que es el dedazo, como en el PRI.

En ese sentido, todo apunta a que están de acuerdo con la candidatura común del FCM, pero no en la designación directa, unánime y plenipotenciaria de Ricardo Anaya, para que a final de cuentas termine ninguneándolos como ya ocurrió en las anteriores elecciones y los desconozca advirtiendo que el PAN es el absoluto ganador de las gubernaturas, lo cual no ha gustado al perredismo.

Por Movimiento Ciudadano las cosas no son diferentes y el alcalde de Guadalajara Enrique Alfaro Ramírez, decidió anunciar que va solo con MC por la gubernatura, es decir, no necesitó de la ayuda ni del PAN ni del PRD y aquí caben dos lecturas.

La Primera, que se le haya salido del huacal al dueño de MC Dante Delgado, lo cual suena inverosímil.

La segunda, que el propio Dante Delgado haya utilizado ese amague para advertirle a Ricardo Anaya que el tema de la gubernatura de Veracruz está pendiente y el candidato del FCM debe ser el propio Dante Delgado Rannauro, con lo cual saldaría una vieja afrenta.

De cualquier forma, el líder del PAN está acorralado, viendo como en lo interno y en lo externo el Frente Ciudadano por México se le está escurriendo como agua entre las manos, con lo cual sus aspiraciones presidenciales quedarían pendientes para otra ocasión y con ello, en la contienda solo quedarían dos antagónicos, el PRI y Morena que el asunto de la lucha interna ya la resolvieron sin mayores problemas.

LOS PRIISTAS ALZAN LA MANO.

Como siempre sucede, una vez que sale a relucir la cargada hacia un candidato del PRI, los priistas excluidos, abandonados, ignorados, descobijados, desamparados, salen a levantar la mano denunciando antidemocracia y exigiendo participación, nada que no puedan resolver las despensas y los apoyos de campaña. Ya los veremos con la camiseta, la gorra y la matraca.

Comentarios a: [email protected]

 

US - US -