Brasil anunció hoy en la Cumbre del Clima de Bonn (COP23) que la deforestación en sus Áreas Amazónicas Protegidas este julio era un 28 % menor que en agosto de 2016, su segundo menor nivel desde 1997.

Agencias/El Dictamen

El Gobierno brasileño dio a conocer estas cifras, basadas en datos del Programa de Monitoreo Satelital de la Deforestación en el Amazonas (Prodes), durante el encuentro global que estudia cómo poner en práctica el Acuerdo de París de 2015 para atajar el calentamiento global.

Quizá te interese: Quito propone redes que ayuden a financiar acciones contra cambio climático

Desde que el Plan de Acción para la Prevención y Combate de la Deforestación en el Amazonas Legal se puso en marcha en 2004, la deforestación se ha reducido en un 76 %, según este estudio.

“Estos nuevos datos muestras que Brasil está realizando acciones muy prácticas y efectivas”, aseguró en una rueda de prensa el ministro brasileño de Medio Ambiente, Sarney Filho.


A su juicio, “Brasil está reduciendo la deforestación a la vez que está construyendo una economía verde en el Amazonas“, pero no puede llevar a cabo esta tarea en solitario.

En este contexto, anunció dos acuerdos de cooperación financiera con sendos países europeos para contribuir a mejorar la preservación del medioambiente en su territorio.

Quizá te interese: Fipronil malo para ti y las abejas

Así, Reino Unido ha firmado un acuerdo para aportar hasta 62 millones de libras esterlinas (70 millones de euros/81 millones de dólares) para dos programas forestales y Alemania se ha comprometido a aportar cerca de 61 millones de euros (71 millones de dólares) para el Fondo Amazonas y un programa forestal.

Quizá te interese: La planta recicladora más grande en México y el mundo