Zumby Pixel

ASÍ NACEN LAS TRADICIONES ¡Y LAS TRAICIONES!

Claro, esto fue presentado y animado muy al "Hollywood style". Y fue el detonante de los muy coloridos y por demás bellos desfiles que hoy por hoy se arman en la Ciudad de México a partir de la citada película.

Publicado 31 octubre 2017 el 31 de Octubre de 2017

por

Lic. Guillermo Ingram

Al “Día de Muertos” o “Todos Santos” en nuestro país le hacía falta “Marketing”, lo cual lo lograron los gringos con su película “Spectre”, de James Bond, la cual fue rodada en parte en la Ciudad de México en marzo de 2015, donde se ve al nuevo intérprete de James Bond huyendo entre personas disfrazadas a la usanza del Día de Muertos. Claro, esto fue presentado y animado muy al “Hollywood style”. Y fue el detonante de los muy coloridos y por demás bellos desfiles que hoy por hoy se arman en la Ciudad de México a partir de la citada película.

POSADAS FUE REDESCUBIERTO POR UN PINTOR FRANCÉS

Claro, los muñecos figurando esqueletos están inspirados en los grabados del gran mexicano José Guadalupe Posadas, oriundo de Aguascalientes, Ags. Nacido ahí en 1952 y murió en la Ciudad de México en 1913. Su familia se opuso a que fuera grabador y dibujante en función al ambiente bohemio de esta profesión, pero él perseveró y la hizo. Luego se fue como maestro a León, Guanajuato y las inundaciones de 1888 en León lo obligaron a irse a la C. de México, donde gracias su genio le llovió contratos de trabajo de todos lados. No obstante el éxito obtenido, al final de su vida murió en la miseria y sus restos que nadie reclamó fueron a parar a la fosa común.

20 años después de su muerte fue redescubierto por el pintor francés Jean Charlot, quien editó sus planchas y mostrara la influencia de Posadas sobre artistas de las posteriores generaciones. Charlot siempre se pasó la vida entre México y los EUA, murió en Honolulú, Hawái en 1979.

HOY SE LE CONOCE COMO “LA CATRINA”

El personaje más famoso de Posadas es “La Catrina”, que originalmente se llamó “La Garbancera”, pero con el tiempo se le cambió el nombre a tal como lo conocemos. Este estilo de grabado fue con la “sana” intención de protesta política, precisamente en donde se critica la acción de los mexicanos mestizos intentando “volverse” europeos, pero nunca reconocer el origen nacional.

INTELECTUALES DE OPERETA QUE VIVEN COMO REYES A COSTILLA DEL PRESUPUESTO OFICIAL

Como se observa, a la fecha sigue siendo igual, los “intelectuales” identificados con el extranjero, menos con el país: Ahí tienen el ejemplo citado siempre por mí, la “Princesa Roja”, Elena Poniatowska, que ni de chiste rechaza oficialmente tal mote, porque de esta manera no deja de poseer esa imagen de “europea” y “sangre azul”, cuya estirpe se remonta a los más rancios antecedentes de la aristocracia polaca, que tuvo que salir de huida a París. Eso, claro, a la xenófobos y oportunistas “intelectuales” mexicanos les viene de perillas, explotando el terrible malinchismo en su favor. Cuando que la señora es más mexicana que el pulque, pero, por tener un apellido extranjero que alguien lo asoció con rey de Polonia con el mismo patronímico, le tejieron una leyenda y “pegó” ¡Y ahí tenemos a esa “Reina Roja”! Según esto, lo “rojo” porque es ideas izquierdistas, pero no pasa más allá de la idea, porque vive en Coyoacán, en una mansión y ¡A toda leche! Y es “sangre azul” cuando cuya tía, como les he contado, es Pita Amor, una señora que fuera el escándalo viviente ¡Bien pedota!, que se aventaba unos escándalos de antología cuando se cruzaba. Le compuso la tía algunos poemas a María Félix. Y honor a quien honor merece, tanto Pita Amor como María Félix ¡Mexicanísimas las 2! Jamás hablaron con acento francés el español como la “Reina Roja”. De la tía jamás platica la Poniatowska.

EL “MUJERUJO” ESTÁ ENTERRADO EN PARÍS. CAPRICHO, CON CARGO AL PUEBLO DE MÉXICO

Ahí tienen a otro “intelectual” “súper mexicano”, el “mujerujo” de Carlos Fuentes, un cabrón vendido que con tal de quedarse con la embajada de México en Francia, cayó en los brazos de Echeverría, cuando que Fuentes se decía “líder” del 68. Que como dijera Díaz Ordaz en su última entrevista: “¡Ese que iba estar ahí!, de haber estado todavía estaría en la cárcel”. Y fue “tan mexicano” Carlos Fuentes, que pidió ser sepultado en Mont Parnasse, en París. Mismo cementerio en el que a fuerzas está Don Porfirio Díaz, pues a más de cien años de su muerte el Gobierno de México aún no aprueba sean retornados los restos del Gran General, como fue su última voluntad en ser sepultado en la Iglesia de “La Soledad”, en su natal Oaxaca.

LOS EXTRANJEROS SIEMPRE “NOS DESCUBREN”

Pero, resumiendo (y sin albur), no hemos cambiado nada en México, para sobresalir en algo o alguna de nuestras más exaltadas manifestaciones artísticas sean consideradas en toda su magnificencia en el mundo ¡Y en México mismo!, tienen que ser extranjeros los que las “descubran”, porque ni el Gobierno ni la rechingada “intelectualidad” oficial.

No puedo imaginar a Doña Margarita López Portillo como “intelectual”, amén de que la familia usufructúa el Convento de Sor Juana, como si fuera herencia de los López Portillo o sea, siguen mamando de la ubre oficial y bloqueando al verdadero ingenio mexicano.

LA DORADA BUROCRACIA ES Y HA SIDO LA DESGRACIA DE MÉXICO

No cabe duda, México no es una república, es una monarquía retardataria y desvencijada, integrada por puros nacayotes con ínfulas de Huey Tlatoani pero vestidos de burócratas de quinta ¡Todos viviendo del presupuesto!

Que obstruyen e impiden el avance del genio y creatividad de nuestro México querido ¡He dicho!

http://losbuenosdias.blogspot.com
correo:[email protected]

 

US - US -