Zumby Pixel

Hablando de… Especies Finas

Cristóbal Colón navegante genovés, convencido de que la tierra es redonda, consigue el patrocinio de la corona de Castilla para navegar hacia el poniente en un nuevo camino a la tierra de las especies.

Publicado 21 octubre 2017 el 21 de Octubre de 2017

por

Concepción Díaz Cházaro
Cronista de la ciudad

Ya en el siglo XIII los comerciantes venecianos recorrían largos caminos por mar y tierra, hasta llegar al sitio de las especies y la seda. Marco Polo célebre viajero formó parte de estas expediciones y dejó sus relatos sobre los viajes y adquisición de estas mercancías y otros productos. En el siglo XV tras la caída de Constantinopla, la ruta de la seda y las especies quedó cerrada para los europeos.

Cristóbal Colón navegante genovés, convencido de que la tierra es redonda, consigue el patrocinio de la corona de Castilla para navegar hacia el poniente en un nuevo camino a la tierra de las especies.

El tres de agosto de mil cuatrocientos noventa y dos zarpa del Puerto de Palos de la Frontera, Huelva, con tres carabelas, navega hacia Las Canarias, y en La Gomera, visita a doña Beatriz de Bobadilla y Ulloa, gobernadora de la isla, donde permanece hasta el seis de septiembre en que sale con rumbo al occidente.

Tras un mes de travesía la tripulación intentó amotinarse, que no pasó a mayor. Sin embargo, se convino en navegar unos días más, fue así como llegó el doce de octubre y Rodrigo de Triana gritó: “Tierra a la vista”.

Cristóbal Colón, estaba convencido de haber logrado su objetivo de abrir una nueva ruta occidental, para llegar a la cuna de las especies, se esmera por ver la realidad según su conveniencia. Canela, nuez moscada, clavo y pimienta, habían enriquecido sobremanera a los comerciantes venecianos y genoveses. Esas preciadas especies, que condimentaban los platos de los ricos de Europa, permitían la conservación de los alimentos y tenían el don de convertir el alimentarse en un placer.

De los productos americanos, lo más cercano a la buscada pimienta, era el “ají”, al que se alude en las crónicas de descubrimiento, como un condimento sabroso. Otra variedad de planta exótica que combinaba en sí, el aroma del clavo, la canela y la nuez moscada, es la que llaman hoy “pimienta inglesa” o “alispice” que continúa cultivándose en el Caribe, únicamente. No debemos dejar de mencionar la vainilla, originaria de México, que se encontraba en la América Central.

A la fecha, las especies continúan siendo un ingrediente importante en la preparación de comidas, con la diferencia que en nuestra época basta acudir a un mercado o tienda para adquirir una o varias de ellas, en sus frascos etiquetados: pimienta, clavo, canela, (especie fina), así como curry, cardamomo, eneldo, nuez moscada, laurel, comino, orégano y tantas más.

En cuanto al azafrán, se despacha en pequeños sobres o latitas; para recolectarlo, las jovencitas realizan el trabajo de quitar los pistilos a la flor. Hace años se les pagaba en especie, y ellas lo guardaban para comprar sus donas al casarse.

 

US - US -