Zumby Pixel

Tratado Libre Comercio de América del Norte

Hay alguna parte en la que el Presidente de Estados Unidos Donald Trump tiene razón, cuando dice que este tratado comercial ha perjudicado a los estadounidenses, aunque no necesariamente como él lo afirma.

Publicado 17 agosto 2017 el 17 de Agosto de 2017

por

Del Cajón

Por Julio Fentanes

TLCAN

Pues ya inició la tan llevada y traída revisión del Tratado de Libre Comercio de América del Norte entre México, Estados Unidos y Canadá.

Hay alguna parte en la que el Presidente de Estados Unidos Donald Trump tiene razón, cuando dice que este tratado comercial ha perjudicado a los estadounidenses, aunque no necesariamente como él lo afirma.

Y es que el asunto es que efectivamente dejó muchos desempleados allá, porque las fábricas cerraron y se vinieron a México.

Nadie preparó a los gringos de esas fábricas que cerraron para que hicieran otra cosa, por ejemplo las armadoras de automóviles, que ahora son la industria que está levantando a México.

Claro que mientras allá cobraban por un decir a 30 ó 40 dólares la hora como obreros especializados, o ultra especializados, aquí las pagaban en 5 ó 10 dólares, y pues eso beneficiaba a los dueños.

Y aunque ha dado empleos, miles de empleos a mexicanos, no necesariamente ha mejorado la calidad de vida de todos esos, pero en Estados Unidos si llevó a la crisis a muchas ciudades que dependían de los empleos que ahora son baratos.

Así funciona.

El campo también tuvo altibajos en los dos lados.

Lo que nunca quisieron negociar o resolver, porque eso no les convenía a los gobiernos, ni a los empresarios y dueños del dinero, fue integrar una real zona económica donde se permitiera el paso libre sin pasaporte entre los países, Canadá si lo hizo con México, pero no los gringos.

Esperemos que ahora en la revisión se mejoren algunas cláusulas en beneficio de los mexicanos.

Ese es el problema de Trump, que sólo quiere beneficios para ellos y los demás que se jodan, sólo que el jodido aquí es él.

Lo que habría que aprovechar en beneficio de mexicanos y por ejemplo de los puertos y el litoral nacional que son miles de kilómetros y varias decenas de ciudades costeras, es el gran movimiento que tienen y el crecimiento a los famosos 500 millones de toneladas productos de que dice Peña Nieto se movilizarán al final del próximo año.

La mega inversión portuaria en Veracruz claro que tiene que ver con todas las mercancías que llegan y/o salen aprovechando la libertad en los aranceles que da el TLC.

Los gringos no pueden divorciarse de nosotros aunque así lo deseen, porque si somos el ombligo del mundo por nuestra ubicación geográfica y tener entrada y salida por el Pacífico y el Atlántico.

A los chinos les urge tener más presencia y en este momento de quiebre que tiene el gobierno mexicano con el estadounidense, es el ideal para ellos, porque pueden avanzar lo que no han logrado en años.

¿Y porqué no lo han logrado?

Porque cada gobierno en turno de los mexicanos, defienden los intereses de los gringos como si en ello les fuera la vida, cerrando el paso en esta circunstancia a países como China, que están superando a nuestros vecinos.

Y no es nuevo que seamos el ombligo del mundo, desde la época de la conquista, pocos años después de Cortés, ya desde Acapulco salía la famosa Nao de China, que llevaba y traía mercancías del lejano oriente.

Ya no hay marcha atrás.

Si nuestras autoridades federales son inteligentes y utilizan todos los elementos que tenemos a favor, podremos seguir teniendo ventaja real a la hora de comerciar.

Sólo debe ser justo también que el beneficio del Tratado de Libre de Comercio y de todos los tratados que tiene México, se extienda a la población, que no se quede solo en las manos de los ricos y las grandes empresas, que se derrame la riqueza aunque sea un poquito.

Ya lo merecemos y con actitudes como la de Trump, hay que mandarlos derechito al rancho de El Peje… (pregunte cómo se llama el rancho de El Peje en Chiapas).
¿O no?

Mañana le seguimos
[email protected]

 

- US -