Zumby Pixel

Consejos para ver el próximo eclipse solar

El 21 de agosto, por primera vez en 99 años, tendrá lugar un eclipse solar total, que será visible en todo el territorio continental de Estados Unidos

Publicado 25 julio 2017 el 25 de Julio de 2017

por

El 21 de agosto, por primera vez en 99 años, tendrá lugar un eclipse solar total, que será visible en todo el territorio continental de Estados Unidos, y, parcialmente, desde España.

El próximo 21 de agosto presenciaremos el primer eclipse solar total en un siglo, una experiencia de más de dos minutos de oscuridad en el medio del día. Si bien en febrero de 2017 ya tuvo lugar otro eclipse de Sol, es la primera vez en tanto tiempo que la Luna bloqueará completamente el Sol, el día se convertirá en noche y hará visible la corona solar, la atmósfera del Sol, de otro modo oculta. Las estrellas más brillantes y otros planetas también serán visibles. Usando gafas de visión solar especializadas será posible, al menos, contemplar un eclipse parcial, que durará de dos a cuatro horas. 

“Nunca antes un evento celestial será visto por tantos y explorado desde tantos puntos de vista: desde el espacio, desde el aire y desde el suelo”, afirma Thomas Zurbuchen, administrador asociado de la NASA Science Mission Directorate en Washington. La NASA recuerda que, para disfrutar del evento, es importante hacerlo con unas medidas de seguridad.

El eclipse solar de agosto solo se observará de forma total en Estados Unidos, aunque podrá ser visto parcialmente desde España, especialmente desde la zona más al noroeste.

Especialmente si te encuentras en Norte América, porque solo allí será visto de forma total, la única manera segura de mirar directamente al Sol no cubierto o parcialmente eclipsado es a través de filtros solares de propósito especial, como gafas de eclipse o visores solares de mano. Filtros caseros o gafas de sol ordinarias, incluso los muy oscuros, no son seguros para mirar el sol. El único momento en que será seguro mirar el eclipse total con los ojos desnudos es durante el breve periodo de oscuridad total, que durará aproximadamente dos minutos, dependiendo de la ubicación.

Un método alternativo para la visión segura del sol parcialmente eclipsado es con un proyector del agujero de alfiler. Con este método, la luz del Sol fluye a través de un pequeño agujero -como un agujero de lápiz en un pedazo de papel, o incluso el espacio entre los dedos- en una pantalla improvisada, como un trozo de papel o el suelo. Usando este método, es importante mirar la pantalla, no al Sol.

Muchos investigadores y ciudadanos aprovecharán esta oportunidad única para estudiar nuestro Sol, el Sistema Solar y la Tierra en raras circunstancias. El bloqueo repentino del Sol durante un eclipse reduce la luz y cambia la temperatura en el suelo, creando condiciones que pueden afectar el clima local y al comportamiento  animal.

La comprensión del Sol siempre ha sido una prioridad para los científicos espaciales. Estos científicos estudian cómo el sol afecta el espacio y el espacio al ambiente de los planetas. Como fuente de luz y calor para la vida en la Tierra, los científicos quieren entender cómo funciona nuestro Sol, por qué cambia y cómo estos cambios influyen en la vida en la Tierra. El constante flujo de material solar y radiación puede afectar a las naves espaciales, sistemas de comunicaciones y astronautas en órbita.

Las naves espaciales de la NASA que capturarán el evento incluyen: el Orbitador de Reconocimiento Lunar de la NASA, que girará hacia la Tierra para rastrear la sombra de la luna en nuestro planeta; un observador desde la nave espacial, que puede observar la sombra de la Luna y medir cómo afecta al tiempo de la Tierra; y una flota de observación solar de naves espaciales.

- US -