Zumby Pixel

Cajeros de Bancomer funcionarán con huella digital

Ante los cambios regulatorios que deberán aplicar los bancos para inhibir el robo de identidad, BBVA Bancomer prepara la autentificación de sus clientes en cajeros automáticos con lectores de huellas digitales.

Publicado 27 julio 2017 el 27 de Julio de 2017

por

El Dictamen/Agencias

Ante los cambios regulatorios que deberán aplicar los bancos para inhibir el robo de identidad, BBVA Bancomer prepara la autentificación de sus clientes en cajeros automáticos con lectores de huellas digitales.

Actualmente, la firma ya trabaja en pilotos con lectores de huella digital en cajeros y el banco espera que a finales de año ya entre en operación para los clientes.

El director general de Grupo Financiero BBVA Bancomer, Eduardo Osuna, dijo que los controles biométricos serán obligatorios para los bancos una vez que entre en vigor la circular anti robo de identidad que actualmente se encuentra en la Comisión Federal de Mejora Regulatoria (Cofemer), y que disminuye el riesgo ante un delito como el robo de identidad que ha venido al alza en todo el mundo y que en el sector financiero mexicano no ha sido la excepción.

Así, el directivo apuntó que el banco está listo para la aplicación de controles de biométricos y que a partir del segundo semestre del año sus clientes comenzarán a convivir con mayor fuerza con controles biométricos, como lectores de huella digital, identificador facial y de voz.

El directivo explicó que en una primera etapa los controles biométricos se aplicarán en las nuevas contrataciones de productos de BBVA Bancomer y que será cuestión de años tener a todos los clientes del banco con registros de sus huellas digitales, debido a que muchos de ellos visitan con muy poca frecuencia las sucursales.

El directivo de BBVA destacó que la identificación de rostro se utilizará para la contratación de productos financieros a distancia, con lo que también aplicará en videollamadas.

Osuna destacó que el banco ya aplica los controles biométricos en la contratación de crédito automotriz, producto en el cual el banco había detectado intentos de robo de identidad.

- US -