Zumby Pixel

Av. Hidalgo en Veracruz hace 70 años

Es interesante observar los detalles de la gráfica. Primero que nada todavía no se había construido la gran nave comercial que es precisamente, el mercado Hidalgo.

Publicado 18 junio 2017 el 18 de Junio de 2017

por

POR HNOS. PÉREZ DE LEÓN

La fotografía que les traemos a Ustedes el día de hoy, amigos lectores, nos muestra una estampa muy común por ahí de la década de los cuarenta en un rumbo de sobra conocido por todos los habitantes de esta ciudad. Como ya habrán podido darse cuenta, se trata de la avenida Hidalgo vista de norte a sur, desembocando en la avenida González Pagés y aunque han pasado casi setenta años, la esencia del lugar permanece inmutable.

Es interesante observar los detalles de la gráfica. Primero que nada todavía no se había construido la gran nave comercial que es precisamente, el mercado Hidalgo. En su lugar estaban una serie de galeras, de aquellas con grandes arcos como entradas y techos todos de lámina. En el arroyo vehicular, una cantidad numerosa de puestos informales, que no ambulantes, pues estaban más fijos que una estaca a su espacio, en donde se vendían toda clase de mercaderías desde perecederos, pasando por ropa y zapatos. La calle, empedrada; es claro que los vehículos eran raros por ahí, como ese fordcito que se ve abajo a la izquierda y que seguramente estaba ahí en calidad de vehículo de carga.

Seguramente había llovido también, considerando los charcos que se aprecian a media calle, y todos los participantes involuntarios de la imagen, atentos a la lente del fotógrafo que seguramente se subió en algo alto para poderla captar, dado el ángulo que se advierte.

Tiempo después, al construirse el mercado, todos esos puestos fueron desalojados y removidos. Por ahí de los setenta ya se habían instalado otra vez, pero gracias a las acciones tomadas por diversas administraciones municipales que tenían clara la necesidad de dar fluidez a la zona, paulatinamente fueron quitando ese puesterío de la avenida que hoy es la principal vía de circulación de camiones urbanos que llevan y traen de todos los puntos de la ciudad, a las personas ya sea por trabajo o para realizar sus compras. Si bien no todo el rumbo está igual de ordenado, al menos esta avenida permite una abundante circulación de vehículos y personas.
*******************
Una atractiva rubia española llegó al casino. Parecía estar algo borracha y apostó 20.000 € en una sola jugada a los dados. En eso dijo: -”Espero no se molesten, pero siento que tengo más suerte si estoy completamente desnuda”.
Así pues, se quitó toda la ropa, tiró los dados diciendo:
“Vamos!. . . vamos!… que mami necesita ropa nueva!!!”.
Cuando el dado se detuvo, empezó a dar saltos y gritó:
“Si!!! . . . si!!! . . . GANÉEEE!!!”.
Abrazó a los empleados; a cada uno de los jugadores; recogió sus ganancias, su ropa y se fué rápidamente. Todos se miraron boquiabiertos. . . Finalmente uno de los empleados preguntó :
– “¿ . . . y qué número salió ?
El otro contestó: -”No sé; pensé que tú estabas mirando!!!”.
MORALEJA:
– No todas las españolas son borrachas.
– No todas las rubias son tontas.
– Pero todos los Hombres son IGUALITOS, IGUALITOS, IGUALITOS!!! . . .
*************************
– Ayer me dejó mi mujer, se fue a vivir con Lucho, mi mejor amigo.
– ¿Y desde cuándo Lucho es tu mejor amigo?
– Desde ayer.
*******************
En el confesionario…
– Padre… me acuso de estar casado.
– Pero hijo, eso no es un pecado…
– Ah, ¿no? Entonces, ¿por qué estoy tan arrepentido?
********************

- US -