El día internacional del medio ambiente marcado el trece de octubre por la organización de las naciones unidas, es más que relevante en estos momentos. Con las grandes sacudidas que hemos tenido estos últimos meses que van desde huracanes, inundaciones, deslaves, e incluso varios sismos consecutivos los esfuerzos por minimizar el impacto son urgentes.

Javier Lendeche / El Dictamen

Como bien refiere la página de la ONU, “Si bien no todas las amenazas naturales generan consecuencias devastadoras, una combinación de factores naturales, culturales, sociales y políticos contribuyen a que se originen desastres.” Desastres que si bien no pueden ser evitados en su totalidad pueden ser aminorados y tratados con eficacia.

La Organización de las Naciones Unidas hace mención que durante los últimos 20 años, más de 1,35 millones de personas han perdido la vida como resultado de la vulnerabilidad y la exposición a amenazas naturales, en especial mujeres y niñas.

Quizá te interesa: Anuncian en México un “esfuerzo sin precedentes” por salvar la vaquita marina

Además, más de 4000 millones de personas han tenido que desplazarse y se han quedado sin hogar, o han resultado heridas, lesionadas, o han tenido que recurrir a algún tipo de ayuda de emergencia. La mayoría de muertes a causa de desastres naturales se deben a eventos meteorológicos en especial, inundaciones, tormentas y olas de calor, y han duplicado sus cifras durante los últimos 40 años. Otra parte importante se da por eventos geofísicos extremos, en especial terremotos, pero también tsunamis y erupciones volcánicas.

“Los desastres naturales son inevitables, pero los daños que estos causan pueden minimizarse; en cambio, la vulnerabilidad social, económica y ambiental puede exacerbarlos. En cualquier caso, nadie está a salvo de ser víctima de una catástrofe natural. Por lo tanto, la reducción del riesgo de desastres concierne a todo el mundo, desde los campesinos hasta los jefes de estado, desde los banqueros hasta los abogados, desde los meteorólogos hasta los jefes de medios de comunicación.” ´puede leerse en la página oficial de la ONU.

Quizá te interesa: Niue protegerá tiburones y luchará contra cambio climático

De esta manera el Día Internacional para la Reducción de Desastres se acordó con el propósito de enseñar y crear conciencia tanto en los gobiernos como en la población para que en conjunto se tomen medidas en la disminución de estos riesgos, tales como su prevención y mitigación.

Extraído parcialmente de la página de las Naciones Unidas http://www.un.org