Comienzan a cotizar en Bolsa de Valores

Dr. Armando Rojano Uscanga

The Dow Chemical Company y E.I. Du Pont de Nemours & Company han culminado la fusión que iniciaron en diciembre de 2015 y desde el viernes comenzaron a cotizar en la Bolsa de Valores de Nueva York bajo el nombre DowDuPont (DWDP). Las acciones de ambas compañías dejaron de cotizar al cierre de la sesión del 31 de agosto. Ahora buscarán crear tres empresas cotizadas e independientes en los sectores de agricultura, ciencia de materiales y productos especializados en un plazo de 18 meses.

Se trata de una fusión de dos compañías centenarias a las debe el mundo, desde el nylon que vino a sustituir las medias de seda hasta la pólvora y el napalm que se usó en Vietnam, pasando por los CFC, familia de sustancias dañinas para la capa de ozono.  DuPont  (abreviación de E. I. du Pont de Nemours and Co.), dedicada a la química, cuenta con 64.000 empleados en todo el mundo, es famosa por haber desarrollado materiales tan conocidos como el Vespel, el Neopreno, el Nylon, la Lycra, el Plexiglás, Teflón, Kevlar, el Nomex, el Tyvek, Sontara o el Corian, productos  aún más famosos que la propia compañía. Fue fundada el 19 de julio de 1802 por Éleuthère Irénée du Pont de Nemours, inmigrante francés que huía de la Revolución en su país, que cerca de la ciudad de Wilmington, Delaware, Estados Unidos, empezó fabricando pólvora, que más tarde se usaría en la Guerra Civil de EEUU.
Durante las dos guerras mundiales proveyó al ejército estadounidense y colaboró en el proyecto Manhattan (bomba atómica) proporcionando el plutonio. Hoy desarrolla biomateriales, que representan alternativas biológicas a partir del petróleo y polímeros con almidón de maíz.

Dow Chemical Company, fundada en 1897, era una corporación multinacional, ubicada en Midland, Míchigan, EEUU. Se caracterizó por la innumerable producción de reactivos químicos, como el napalm (gasolina gelatinosa) y las placas fotovoltaicas de película fina. Contaba con 43.000 empleados en todo el mundo y ventas anuales por 49.000 millones de dólares. Suele realizar operaciones como esta ya que adquirió los activos de la compañía estadounidense Unión Carbide, responsable del desastre de Bhopal, India, ocurrido el 3 de diciembre de 1984, al producirse una fuga de 42 toneladas de isocianato de metilo en la fábrica de pesticidas.