Katia, que tocó tierra en México como huracán de categoría 1 la noche del viernes, se disipó hoy tierra adentro en el este de México, pero aún puede provocar peligrosas lluvias, según el Centro Nacional de Huracanes (NHC) de EE.UU.

Agencias/El Dictamen

En su boletín de las 15.00 GMT, los meteorólogos estadounidenses detallan que los restos de la tormenta se encuentran a 150 millas (245 kilómetros) al sur de Tampico y a 125 millas (200 kilómetros) al oeste-noroeste de Veracruz, con vientos máximos sostenidos de 35 millas por hora (55 kilómetros por hora).

 

Quizá te interese: Tecolutla, con daños menores; mantienen alerta por crecida del río

Estos restos seguirán avanzando hacia el oeste-noroeste a 5 millas por hora (7 kilómetros por hora) durante todo el día de hoy y se espera que produzcan acumulaciones de lluvia de entre 3 y 6 pulgadas (7 y 15 centímetros) sobre el centro y norte de Veracruz, el este de Hidalgo y el norte de Puebla.

Según los datos del CNH -que con este último boletín ya dejará de hacer seguimiento de Katia-, aún permanecen activos en la cuenca atlántica José, de categoría 4, e Irma, que bajó a categoría 3 tras tocar tierra en Cuba, pero aún supone una importante amenaza para el sur de Florida, donde llegará en las próximas horas.

Incremento en río Chiquito y en la Barranca de este mismo, así como en la zona alta de la Sierra del pico de Orizaba.

Quizá te interese: Derrumbes, caída de árboles, inundaciones, el saldo de Katia en Xalapa

El huracán José está en las islas norteñas de Sotavento con vientos de 230 kilómetros por hora y El CNH prevé un “debilitamiento gradual” en las próximas 24 horas.

En la carretera federal Rafael Delgado – Magdalena, se presentaron deslaves que no obstruyen el paso de vehículos, solo la presencia de material rocoso.