El Dictamen/Agencias

Los famosos términos y condiciones que nadie lee, son más importantes de lo que podríamos llegar a pensar.

La manera en que nos comunicamos ha evolucionado en proporciones bíblicas. Ahora, hasta las llamadas telefónicas ya son consideradas como obsoletas, aunque todavía quedamos los románticos y nostálgicos que utilizan este recurso. Sin embargo, la tecnología ha avanzado para que la sociedad pueda contactarse con alguien de manera inmediata y lo hemos visto con las múltiples aplicaciones de mensajería instantánea que existen en la actualidad. Un claro ejemplo de esto es WhatsApp, cuyo alcance es a nivel mundial, convirtiéndose así en la plataforma más popular.

No obstante, cada que seremos partícipes de un nuevo servicio, no nos detenemos a analizar todas las implicaciones a las que nos podríamos enfrentar. Los famosos términos y condiciones que nadie lee, son más importantes de lo que podríamos llegar a pensar. Por tal motivo, queremos mostrarte de manera sencilla algunas de las estipulaciones que marca la plataforma para todos sus usuarios. Incluso se menciona que la aplicación podría dejar de ser gratuita, pero nadie se toma el tiempo de observar dicha situación.

Los términos y condiciones cambian constantemente

Edad mínima de 13 años

Si conoces a un niño menor de esta edad, lo mejor es que tengas cuidado porque no debería estar utilizando la plataforma. De acuerdo con lo estipulado por WhatsApp, todos los usuarios deberían tener por lo menos 13 años o la edad mínima requerida en tu país para tener autorización a la aplicación si aprobación de los padres de familia o tutores responsables. Si de plano un niño quiere utilizar este servicio, los padres deberán aceptar todos los términos en su nombre.

La aplicación podría dejar de ser gratis

Los mismos desarrolladores han mencionado que no cobrarán por este servicio. Sin embargo, hay algunas teorías posibles sobre esta situación. Por ejemplo, con su nueva implementación de WhatsApp Negocios, la plataforma podría comenzar a ganar dinero a través del servicio sin la necesidad de cobrar a los demás usuarios. De igual modo, existe la probabilidad de que la plataforma implemente publicidad para generar ingresos, pero hay un punto que llama la atención en sus términos y condiciones y es el siguiente: “Tú eres responsable por los costos del plan de datos de tu operador de telefonía móvil, así como de las demás tarifas e impuestos asociados con el uso de nuestros Servicios. Podemos cobrarte por nuestros Servicios, incluidos por los impuestos correspondientes. No otorgamos reembolsos por nuestros servicios, al menos que lo exija la ley.” Dicha oración nos deja en duda: ¿Podría

Eiza González interpreta tema de “La sirenita”

WhatsApp se libra de toda culpa

Aceptas defender, indemnizar y librar de toda responsabilidad a las partes de WhatsApp de toda obligación, daño, pérdida y gasto de cualquier tipo, relacionados, derivados o conectados de algún modo.” Esto quiere decir que cualquier situación relacionada con la información que proporcionas en relación a los servicios de la aplicación, queda bajo tu responsabilidad. Por otro lado, si tu incumples con algún término o condición estipulado, WhatsApp se deslindará de toda culpa; tú tendrás que cooperar en la medida que la aplicación lo requiera con el fin de solucionar o defender algún reclamo.

Disponibilidad de servicios

En los últimos meses, nos hemos encontrado con caídas de WhatsApp inexplicables en las que la plataforma no brinda ningún comunicado oficial o aclaración respecto a tales situaciones. Sin embargo, lo que no sabíamos es que en sus estipulaciones, la plataforma aclara lo siguiente: “Nuestros servicios pueden ser interrumpidos, incluso para mantenimiento, reparaciones o actualizaciones, o por fallos de equipo o la red.” En pocas palabras, la aplicación asegura que en momentos inesperados el servicio podría detenerse, por lo que algunas funciones y la compatibilidad con ciertos dispositivos y plataformas desaparecería sin razón alguna. WhatsApp se deslinda de la responsabilidad de explicar con esta estipulación que los usuarios aceptan al momento de ingresar al servicio.